Pablo Hermoso de Mendoza ha debutado como ganadero de utreros en la plaza de toros de Esquivias (Toledo).

El navarro despachó una novillada de excelente presentación en la que destacó el encastado segundo y el cuarto por su nobleza. El resto del encierro fue manejable y contribuyó al éxito de los novilleros.

Raúl Rivera con dos orejas y Mario Alcalde con tres, abandonaron el coso toledano a hombros. El tercer espada Juan Millán fue ovacionado en su lote.
Al final del festejo, el mayoral de la ganadería, Francisco Ganuza, fue obligado a saludar una fuerte ovación, desde el propio ruedo.