El castillo de San Vicente, en la localidad cántabra de Argüeso, está siendo el escenario de una exposición dedicada a Pablo Hermoso de Mendoza, muestra que ha sido organizada por la pe­ña que el caballero navarro tiene en Santander.

Prendas toreras, fotografías y carteles componen una exposición que fue inaugurada el pasado 18 de septiembre por Pedro Luis Gutiérrez, alcalde de Campo de Suso, y por Vicente Ruiz, presidente de la citada peña cántabra.

El castillo de San Vicente es una fortaleza medieval del siglo XIII, situada en Argüeso, población cercana al nacimiento del río Ebro y a la estación de esquí de Alto Campoó.

En sus nobles y emblemáticas paredes, se pueden observar fo­tografías de los momentos más destacados de la carrera del re­joneador navarro. Imágenes de los rabos cortados en Sevilla, México y Bogotá, de las despedi­das de Cagancho, de caballos históricos como Cagancho, Ma­riachi, Labrit, Fusilero o Chenel, vestidos de torear históricos, la cabeza del toro al que cortó el ra­bo en la Santamaría de Bogotá, convirtiéndose así en el primer rejoneador en la historia que lo conseguía, la montura y cabeza­da de Cagancho o parte de los principales trofeos que Hermo­so de Mendoza ha conquistado en su prolongada carrera.

La muestra se completa con una colección de carteles tauri­nos antiguos, cuyo propietario es el propio Vicente Ruiz.

La Peña Pablo Hermoso de Mendoza de Santander, fundada en junio del año 2000 y encargada de conceder el trofeo al mejor rejoneador de la feria santanderina -consistente en una escultura del artista cántabro Carlos Castañedo, valorada en 6.000 euros, ha recibido ya solicitudes de otras localidades cántabras y de provincias limítrofes para contar con esta exposición taurina.