23 de junio de 2007

Finalmente y a pesar de que Pablo Hermoso de Mendoza comenzó esta semana con los ejercicios más intensivos de su rehabilitación, los médicos le aconsejaron no reaparecer todavía y esperar a la semana próxima para hacerlo el día viernes 29 de junio, cumpliendo con su compromiso agendado en la Feria castellana de León.

Con esto se desvanecieron las ilusiones de Pablo por reaparecer en la plaza de toros de Badajoz este sábado 23, tomando parte en un mano a mano con Joao Moura hijo y que era una de las citas importantes de esta temporada, al igual que la del día siguiente en el coso burgalés de El Plantío; si bien el navarro también se encuentra sumamente consciente de que aún no está en plenitud de facultades y que no sería prudente reaparecer cuando todavía tiene algunos problemas de movilidad que pudieran molestarle a la hora de su actuación, especialmente si se viera en la necesidad de desmontar para descabellar o para realizar cualquier otra acción en donde tuviese que andar.

De cualquier manera vale la pena señalar los grandes progresos que el estellés tuvo en su rehabilitación a lo largo de la semana, ya que desde el pasado martes ha estado montando a diario a caballo, realizando además los ejercicios indicados para paulatinamente ir apoyando con mayor fuerza y durante mayores períodos de tiempo la extremidad afectada.

.