UN TORERO A CABALLO

UNICO

Cartel

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Estadistícas en esta plaza
FESTEJOS
2
TOROS LIDIADOS
4
TROFEOS
5 orejas y 0 rabos
PUERTAS GRANDES
2

 

El Santa María es unos de los lienzos charros más vanguardistas y dinámicos de cuantos existen habilitados para el deporte nacional por excelencia de México. Se trata de una construcción relativamente reciente, con tintes de multifuncional, ubicado prácticamente a la entrada de la ciudad por la carretera que viene de la capital tapatía.

En este escenario se presentan distintos tipos de eventos, entre ellos corridas de toros, debiendo mencionar que incluso fue la sede de un Congreso y Campeonato Nacional de charrería.


FUENTE: Apablohermoso.net


La única presentación del estellés en Lagos de Moreno tuvo lugar hace ya casi once años, un 24 de marzo de 2001, alternando con Alfredo Gutiérrez, El Mingo y el novillero Jorge Hernández en la lidia de astados de Manuel Ortega. Pablo se fue en blanco en su primero, logrando desorejar a su segundo para así salir en hombros de lienzo alteño jalisciense.

Posteriormente, para el mes de febrero de 2010 se programó el regreso del genio estellés a este escenario jalisciense, pero la lluvia impidió que el festejo se pudiese llevar a cabo.

FECHA 5 de Febrero de 2012
LUGAR Lienzo charro Santa María, Lagos de Moreno, Jalisco, México
ENTRADA Casi lleno
TOROS
RESEÑA Antonio Lomeli (palmas)
Pablo Hermoso de Mendoza (oreja y dos orejas)
Fermín Spínola (dos orejas y palmas)
Antonio Lomeli (palmas)
CABALLOS UTILIZADOS

Primer toro de la Ganadería de Chinampas, número 141, 470 kg, de nombre Tapatio; De  salida VILLA (2 rejones de castigo); en banderillas VAN GOGH (2 banderillas) y VIRIATO (2 banderillas); y para el último tercio CARTAGO (tres cortas y un rejón de muerte, tras pinchazo).

Segundo toro de la Ganadería de Chinampas, número 135, 475 Kg, de nombre Tequilero; De  salida VILLA (2 rejones de castigo); en banderillas SILVETI (2 banderillas) y DALI (2 banderillas); y para el último tercio PIRATA (tres cortas, dos pares a dos manos y dos rejones de muerte y pinchazo).

OTROS CABALLOS DESPLAZADOS

MANOLETE y CHENEL


"Pablo Hermoso de Mendoza, tiene Ángel", comentaba un veterano banderillero de esta zona al ver el Lienzo Charro de Lagos de Moreno, con los tendidos casi llenos. Ni los más viejos del lugar recordaban una entrada semejante en una corrida de toros y encima compitiendo con la peor fecha del calendario taurino mexicano, por los siguientes motivos: en la México el cartelón del Aniversario, con televisión en directo; a escasos sesenta minutos de camino la Feria de León; y como espectáculo más importante uno de los acontecimientos más seguidos en toda la República Mexicana: la final del Superbowl norteamericano en directo por televisión. Todo eso hacía temer que el Lienzo registrara una entrada ajustada, pero nadie podía imaginar que casi cinco mil personas entrasen en él. En la feria de agosto no se suele llegar ni a media plaza.

Será que Pablo les da espectáculo y a eso se puso en cuanto piso el suelo charro, a torear montando a VILLA a un toro áspero, que se movía pero sin fijeza y siempre a puros enviones. Con VAN GOGH colocó dos pares al quiebro, muy ajustados ambos y muy del gusto del respetable. Con el propio caballo lo ponía en suerte y lo llevaba de lado a lado de la plaza para cambiarle los terrenos.

Cambió de caballo y salió VIRIATO que aguantó las acometidas descompasadas del de Chinampas sin inmutarse y se metió en sus terrenos como si aquello no le supusiera esfuerzo. En el último tercio debutó otro caballo de nombre CARTAGO, con el que puso tres cortas a la rueda y se descolgó para efectuar la suerte del teléfono. Con el rejón de muerte pinchó al primer intento y dejó medio rejón que fue suficiente.

Si el primer toro fue malo, el segundo del navarro fue un horror. Desesperadamente parado, cuando sentía el hierro en el lomo, salía como poseído detrás del caballo, para volver a emplazarse y a defenderse con malas artes. "Hacía tiempo que no lidiaba uno tan malo", fueron las palabras del rejoneador al llegar a las tablas tras su faena. Dos orejas muy trabajadas y muy sudadas, en una labor en la que los caballos tuvieron que echar el resto y poner todo de su parte para finiquitar a este Tequilero. VILLA repitió en el primer tercio, tratando de que el toro embistiera sin conseguirlo hasta que sintió el primer pinchazo.

Galope descompasado bien llevado por el caballo y el jinete para volver a pararse. SILVETI tuvo que echarse literalmente encima para dejar dos banderillas, la segunda de ellas tras una gran reunión. DALI también tuvo que atacar lo indecible y esperar mucho para que las piruetas tuvieran transmisión. Con el toro totalmente cerrado en tablas, PIRATA acomodó las tres banderillas cortas y dos pares a dos manos arriesgando por los adentros. El rejonazo final fue certero y de muy buena colocación e hizo que el público olvidara los dos pinchazos previos y solicitara para el de Estella las dos orejas.







COBERTURA DE PRENSA