UN TORERO A CABALLO

UNICO

Cartel

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Estadistícas en esta plaza
FESTEJOS
21
TOROS LIDIADOS
38
TROFEOS
39 orejas y 3 rabos
PUERTAS GRANDES
15

 

Los mundialmente famosos "Sanfermines" atraen hasta esta ciudad a gentes de los cinco continentes. Y como centro neurálgico se encuentra la Monumental, que se convierte durante las fiestas en el lugar más visitado de la capital de Navarra.

 Tan importante coso vino a sustituir a otro inaugurado en 1843, que permaneció abierto hasta que el 10 de agosto de1921 un incendio, dice la leyenda que intencionado, lo destruyó. La última corrida que se lidió en su ruedo fue de Santa Coloma, y la mataron el 11 de julio de1921 Juan Belmonte, Sánchez Mejías y Manuel Granero.

Por fortuna, y a iniciativa de la Casa de Misericordia (popularmente conocida como la Meca), ya estaba en marcha el proyecto del recinto que hoy conocemos. Los terrenos fueron cedidos a la Meca gratuitamente y a perpetuidad por el ayuntamiento, y el día de San Fermín de 1922 ya hubo toros en la nueva plaza. La inauguración corrió a cargo de Saleri II, Juan Luis de la Rosa y Marcial Lalanda, que lidiaron un encierro de Vicente Martínez.

El proyecto original era copia exacta de la efímera Monumental de Sevilla que promoviera Joselito El Gallo, y contaba con un aforo de 13.620 localidades. A lo largo de los años esta capacidad fue un aumento gracias a tres importantes reformas. La primera tuvo lugar en 1942, la segunda diez años después, y la tercera, y más importante, en 1967, sobre un proyecto de Rafael Moneo y Carlos Fernández, cuando se amplió la grada alta hasta convertirla en una enorme andanada con cubierta metálica. Hoy en día, su aforo es de 19.529 localidades, la segunda más grande de España, después de la madrileña de Las Ventas. Más recientemente, en 2005, se llevaron a cabo otra serie de reformas en el coso, al rebajar el nivel del ruedo y sustituirse por materiales nuevos las filas de tendido.

Es conocida de sobra la particular manera de entender la Fiesta en esta importante plaza. La seriedad del toro que se lidia y la manera tan especial que tiene su afición de entregarse al toreo la convierten en un escenario único.

FUENTE: Alfonso Santiago (6TOROS6)


La relación de Pablo Hermoso de Mendoza con la Plaza de Toros de Pamplona se remonta hasta el mes de octubre de 1985, que en una becerrada de promoción en el mes de Octubre, supuso el debut del estellica en dicho coso, actuando entre otros junto a Sergio Sánchez y con caballos como CAFETERO o PEZAÑHA.

Desde este debut, hasta el año 1989, Pablo actuó varias veces en las fiestas camperas matinales, que se organizan durante los Sanfermines, en la última de ellas, el 12 de julio de 1989, compartiendo cartel con el novillero navarro José Luis González y con una joven sevillana, cortó dos orejas y rabo a un novillo de César Moreno y la base de su cuadra continuaban siendo CAFETERO (en la foto) y PEZAÑA.

El 24 de septiembre de ese mismo año, con motivo de las Fiestas de San Fermín Chiquito, se programó una novillada mixta con Pablo Hermoso de Mendoza, Antonio Caba y Marco Girón, cortando Pablo las dos orejas a su primer novillo de César Moreno, tras acabar con él desde el caballo, pero con el estoque de cruceta, a lomos de GIRALDA. Precisamente el día anterior al festejo, cuando Pablo realizaba un entrenamiento sobre el propio ruedo, su caballo HELIOS dio un mal paso, fracturándose una mano y quedando inútil para la lidia.

Su primera tarde en la Feria del Toro, se produjo el 14 de julio de 1990, con un toro de César Moreno, fue testigo de la alternativa del cirbonero Sergio Sánchez, en presencia de José Luis Palomar y José Pedro Prado "El Fundi", dando la vuelta al ruedo tras su actuación. Con esta presentación de rompía una ausencia de rejoneadores en San Fermín que venía desde el 6 de julio de 1977. Esa tarde Pablo utilizó a EBANISTA para el paseíllo, a GIRALDA en el tercio de salida, en banderillas a CAFETERO y ALBAICIN (no es el actual Albaicín) y para el último tercio a ARLEQUIN.

El 8 de julio de 1991 prologó el cartel compuesto por José Nelo "Morenito de Maracay", Víctor Mendes y Juan Cuellar, con un toro de Antonio Pérez y también dando la vuelta al ruedo, tras la actuación sobre los mismo caballos que la temporada anterior, pero con un solo cambio, que luego resultaría histórico: en el último tercio entro un caballo novato, que apenas debutaba en una plaza de toros y que se llamaba CAGANCHO.

La primera oreja que Pablo cortó en la Feria del Toro, ocurrió el 8 de julio de 1992 y fue a un toro de Osborne Domecq, siendo testigos de ello y compañeros de cartel, Juan Mora, Rafi Camino y Jesulín de Ubrique. Los caballos empleados por Pablo esa tarde fueron GIRALDA para el primer y último tercio, CAFETERO en banderillas, así como CAGANCHO que ya empezaba a brillar en este tercio, además de resolver esa tarde la papeleta con el rejón de muerte.

Ese mismo año, en la Miniferia Taurina de San Fermín Chiquito (hoy desparecida) se compuso un cartel eminentemente navarro, con Pablo Hermoso de Mendoza, Sergio Sánchez y el novillero Francisco Javier Martínez "Paquiro", frente a reses de Campos Peña, con el resultado para Pablo de vuelta y vuelta y apoyándose en GIRALDA, CAGANCHO, CAFETERO y EVORA para su primer toro y en BYRON, ZINGARO, CAFETERO y EVORA en su segundo toro.

En el año 1993 la Casa de Misericordia trata de contratar a Pablo, pero éste había perdido pocos días antes a uno de sus caballos emblemáticos, que era BYRON, muerto durante el entrenamiento en Acedo y debido al respeto que dicha Plaza la produce y al pequeño bache moral que aquello le supuso, prefirió pasar ese año sin acudir a Pamplona.

El 11 de julio de 1994, la Casa de Misericordia, ante el empuje que Pablo estaba adquiriendo, programó una corrida de festejos matinal, con toros de María Olea, para Joao Moura, Luis Domecq, Pablo Hermoso de Mendoza y Antonio Domecq, que pese a que no tuvo el tirón de público que se esperaba, en lo artístico fue un éxito y Pablo obtuvo una oreja en su toro y dos en magnífica collera con el portugués Joao Moura, saliendo ambos a hombros. Eran tiempos de caballos como GIRALDA, CAGANCHO, BORBA o CHICUELO.

La última actuación de Pablo en San Fermín Chiquito, ocurrió ese mismo año, concretamente el 25 de septiembre de 1994, ante toros de Cebada Gago, de los que obtuvo dos orejas y saludos, y acompañado por Pepe Luis Vázquez y Javier Conde. GIRALDA e INDIO de salida; CAGANCHO y CHICUELO de banderillas; y BORBA para el último tercio fue la "alineación" ese día.

En el año 1995, concretamente el 9 de julio, de nuevo vuelve a la tardes Sanfermineras, junto a Cristo González, Javier Vázquez y Pepín Liria, con un toro de José Vázquez, al que arrancó una oreja, a lomos de GIRALDA, CAGANCHO, CHICUELO y GARBANCITO.

En el año 1996 el empuje del rejoneador y del propio público, que exigía algo más que verlo prologar una corrida, hicieron que el 6 de julio lidiase dos toros, uno de Benítez Cubero y otro de Pallarés, dentro de la novillada que abría la Feria, cortando una oreja al de Pallarés, y actuando junto a los novilleros José Antonio Canales Rivera y Eduardo Dávila Miura. Es el año en que dejó de torear en esta Plaza la yegua GIRALDA, que fue sustituida por ALDABICA y BUENAVENTURA, además de GALLO, CHICUELO, CAGANCHO y PRINCIPE.

La misma fórmula se utilizó el 6 de julio de 1997, pero esta vez con un festejo de ocho toros, dos para rejones de Fermín Bohórquez y Benítez Cubero, al que cortó una oreja. Los novilleros que completaban el cartel fueron José Antonio Iniesta, Luis Mariscal y el estellés Francisco Marco y los caballos VENTURA, GALLO, CAGANCHO, CHKICUELO, BORBA y MARTINCHO.

La primera corrida completa de rejones dentro del abono se produjo el día 6 de julio de 1998, y contra todo pronóstico la Plaza registró un lleno hasta la bandera para ver en acción a Joao Moura, Luis Domecq, Pablo Hermoso de Mendoza y Antonio Domecq. La corrida fue de Benítez Cubero, si bien Pablo cortó las dos orejas de un sobrero de Peñajara, que había brindado al ciclista Miguel Indurain y que lidió con MARTINCHO, CAGANCHO, CHICUELO y BORBA.

Exactamente un año después, se repite la fórmula de los rejones, pero evitándose las colleras, así Joao Moura y Paco Ojeda acompañan a Pablo, en una corrida de toros de José Murube, y con una cuadra formada por MARTINCHO, GALLO, CHICUELO, CHAVELA, FUSILERO, BATISTA, LABRIT, CAGANCHO.....y ALBAICIN, que esa tarde toreó bajo las órdenes de Joao Moura. Este año la reventa comenzaba a moverse también para este festejo. Pablo cortó tres orejas.

Al año siguiente, el 6 de julio de 2000, de nuevo con José Murube como ganadero, Pablo cortó dos orejas a su segundo toro, siendo testigos Javier Buendía (que le brindó la muerte de uno de sus toros) y Fermín Bohórquez. Los caballos ese año fueron LABRIT, MARTINCHO, CAGANCHO, CHICUELO, ALBAICIN y MAZANTINI.

El año 2001, y en la fecha que ya se ha convertido en tradicional, esto es, el 6 de julio, hicieron el paseíllo junto a Pablo, un debutante en esta Plaza como Leonardo Hernández y uno que repetía del año anterior, como Fermín Bohórquez, ante toros de Murube. Nuevo triunfo de Pablo, con palmas en su primero y dos orejas en su segundo, montando en total a LABRIT, TABASCO, CAGANCHO, DANUBIO, CHICUELO y MARIACHI. La imagen ilustra la salida a hombros por la puerta grande del coso navarro.

Así llegamos a la fecha del 6 de junio de 2002, histórica para Pablo, para la Pamplona taurina y para todos los que tuvimos la suerte de presenciar uno de los más grandes espectáculos vividos en una plaza de Toros. Con una plaza a reventar y con la reventa por las nubes, esa tarde se despedía del público navarro el caballo CAGANCHO. Y el caballo, como siempre, pese a las pocas actuaciones de los últimos años, no defraudó a nadie y bordó una faena marca de la casa. Al final Pablo y CAGANCHO atravesarían la llamada Puerta del Encierro en medio de una maraña de gente que se acercaban a tocar unos instantes al mítico cuatralbo. Pero si CAGANCHO destacó esa tarde, lo cierto es que sus compañeros RONCAL, MONTERREY, FUSILERO, DANUBIO, BATISTA y MARIACHI le rindieron el mejor de los homenajes, con unas actuaciones importantísimas, como lo acreditan las cuatro orejas y un rabo que obtuvo al estellés de los toros de Murube que lidiaron, tanto él, como Fermín Bohórquez y Luis Domecq.

El 6 de julio de 2003, Año I después de CAGANCHO, se produjo la octava Puerta del Encierro para el estellés, las seis últimas consecutivas. El triunfo se produjo de nuevo ante una corrida de Murube y alternando con Luis Domecq y Sergio Galán. Dos orejas obtuvo de su primer toro, siendo ovacionado en el quinto de la tarde y alcanzando su máximo triunfo con GAYARRE, un caballo debutante en Pamplona ese año y que tuvo una de sus mejores tardes. También brillaron a gran altura MISTRAL, CHACAL, LABRIT, CHICUELO, GAYARRE, CAMPOGRANDE y CERVANTES.

La siguiente actuación del centauro navarro tuvo lugar el 6 de julio de 2004, ante otro lleno a reventar en una tarde en la que cayó un impresionante aguacero que hizo que prácticamente todo el festejo fuera pasado por agua. Ello no fue impedimento para que Hermoso de Mendoza deleitara al público que aguantó estoicamente el diluvio sin moverse de sus asientos y sumara su novena Puerta del encierro, séptima consecutiva, estructurando dos excelentes faenas en las que brillaron CURRO, CHENEL, FOSFORO, SAMURAI, CHICUELO y CAMPOGRANDE, obteniendo las dos orejas de su primero y una más del quinto con una fuerte bronca de por medio al palco por no haber concedido el segundo apéndice. El cartel lo completaron en esta ocasión Fermín Bohórquez y Sergio Galán.

Para el 2005, la actuación de Hermoso de Mendoza en la gran plaza navarra tuvo tintes tambien históricos, aunque en esta ocasión negativos ya que por vez primera no pudo salir en volandas por la Puerta del Encierro. Esto debido al fallo a espadas que emborronaron una excelente y meritoria labor en donde destacaron: FUSILERO, LABRIT, CAMPOGRANDE, NATIVO, CURRO, CHENEL y CHICUELO.

Y en el 2006 de nuevo historia, de la más grande, cuando el 6 de julio el torero de Estella se sublimó para brindar una actuación magistral que le deparó un total de cuatro orejas y un rabo, el segundo para su incomparable palmarés. El jinete navarro estuvo inspirado toda la tarde, se sacó la espina del año anterior y demostró el por que de su incuestionable hegemonía en el mundo del rejoneo. Para ello contó con la colaboración decidida de CURRO, SILVETI, FUSILERO, SARMATA, VILLA y CHENEL. Los toros provenían de las dehesas de Murube y el cartel lo completaban Antonio Ribeiro Telles y Sergio Galán.

Para el 2007, en la fecha acostumbrada, de nueva cuenta fue la mítica Puerta del Encierro la que se abrió de par en par a Pablo tras cortar dos orejas que por lo acontecido en el ruedo nos parecieron un marcador rácano y escaso por los méritos que el navarro ejecutó en la plaza y que quizás la presidencia no quiso pecar de casera. CURRO, CHENEL, SARMATA, LAGARTIJO, FUSILERO y SILVETI tuvierion su momento protagónico ante los toros de Fermín Bohórquez. Fermín hijo y Sergio Galan conformaron el cartel.

Para el 2008 misma fecha, nuevamente toros de Bohórquez y en cartel además de Pablo, Joao Moura y Sergio Galán. En esta ocasión Hermoso de Mendoza salió por su propio pie del coso; el motivo principal para que el triunfo no cayese de manos del estellés fue el mal uso del rejón de muerte en ambas ocasiones y todo ello a pesar de las dos buenas lidias que realizó. CURRO, CHENEL, ICARO, PIRATA, ESTELLA, SILVETI y FUSILERO fueron los caballos que ese día tuvieron que lidiar con el acostumbrado mal estado del piso en el ruedo pamplonica.

Llegamos a julio de 2009, mismo día, misma fiesta, mismo lleno impresionante, misma ganadería y en el cártel Joao Salgueiro, Pablo y Sergio Galán. La corrida representó otro episodio histórico para Pablo que sumo su tercer rabo en este su muy querido albero navarro, marcando además la proyección al estrellato de CAVIAR. Pablo salió de la plaza con tres orejas y un rabo, logrados también con la participación destacada de DALI, CHENEL, ICARO, PIRATA, ESTELLA y SILVETI.

Y cerramos por el momento este largo prólogo dando cuenta de lo sucedido el 6 de julio de 2010, fecha en la que Pablo alternó con Fermín Bohórquez y Sergio Galán, en la lidia de bureles con el hierro de el padre del primero de ellos. En esta oportunidad de nueva cuenta el genio navarro salió en volandas de la plaza, merced a desorejar al primero de su lote, al que le realizó la faena de la tarde, una completa obra de torería que rayó la perfección. Con su segundo poco pudo hacer ante las complicacione sy falta de transmisión del astado. DALI, CHENEL, ICARO, PIRATA, CURRO, SILVETI y PATA NEGRA apoyaron con su sólida actuación el triunfo del jinete de Estella.

FECHA 6 de Julio de 2011
LUGAR Plaza de toros de Pamplona, Navarra, España
ENTRADA No hay billetes
TOROS
RESEÑA Pablo Hermoso de Mendoza (dos orejas y ovación)
Sergio Galán (oreja y ovación)
Roberto Armendáriz (vuelta y dos orejas)
CABALLOS UTILIZADOS

Primer toro de la Ganadería de San Mateo, número 23, 545 Kg: De  salida DALI (2 rejones de castigo); en banderillas CHENEL (2 banderillas) e ICARO (2 banderillas); y para el último tercio PÌRATA (dos cortas y un rejón de muerte).

Segundo toro de la Ganadería de San Mateo, número 59, 541 Kg, de nombre Taladro; De  salida CURRO (1 rejón de castigo); en banderillas MANOLETE (2 banderillas) y MACHADO (2 banderillas); y para el último tercio PIRATA (un par de cortas a dos manos y un rejón de muerte tras pinchazo).

OTROS CABALLOS DESPLAZADOS

SARMATA, SILVETI y TIZIANO


La plaza presentó sus mejores galas, una vez más, para recibir el primer cartel con dos rejoneadores navarros en el cartel y en medio, el conquense Sergio Galán. Todo comenzó bien y terminó mejor, con Hermoso de Mendoza y Armendáriz en hombros por la Puerta del Encierro tras una gran tarde de rejoneo.

Pablo sacó a toda su cuadra con lazos blancos y rojos, vestidos a la costumbre pamplonica y desde luego que los caballos respondieron a  la vestimenta y se metieron de pleno en la "fiesta" taurina. Y se metieron desde el principio, a pesar que el primer toro que lidió el navarro complicó la labor a los cuatro caballos que se enfrentaron a él y que tuvieron que poner lo mejor de sí mismos en la lidia. Fueron dos orejas y la apertura de la quinceava puerta del Encierro para el navarro,  ganada con sudor y con arrimón ante un toro que  buscaba la cornada en cada envite y que apenas tuvo una embestida de calidad. DALI fue el primero en enfrentar y el primero en llevarse la "caricia" del Capea en un recorte en corto. DALI se vino arriba y superó en el resto de la lidia a su enemigo, colocando un segundo rejón de castigo, de poder a poder, arrancando muy de frente, y llegando a la misma cara de un toro que se venía como un obús. Eso sí tuvo el toro, cuando veía al caballo de frente, se iba a por él sin dilaciones y eso daba emoción a los embroques de largo, como los que protagonizaría en banderillas CHENEL. Lo intentó el caballo con los galopes de costado, pero el toro no tenía continuidad y no pudo rematar por los adentros en ninguna ocasión a pesar de que lo intentaba. Esto hizo que Pablo cambiara la forma de lidiar y CHENEL hiciera un toreo más de frente, más con el pecho, en reuniones dejándose ver y dando la ventaja al toro.

El toro esperaba y se defendía con ICARO, que se metía entre los pitones una y otra vez, olisqueando el testuz con su nariz y provocando la embestida del toro. Los pitones buscaban la piel baya de ICARO, pero este jugaba una y otra vez con el toro, saliendo limpio de todas las reuniones. Llegó el toro a PIRATA defendiéndose todavía más y agarrándose al suelo, tratando de esperar la llegada de Pablo con las cortas. El caballero muy hábil metió la mano en los dos primeros intentos y las dejó en lo alto, saliendo acariciando el testuz del toro y este defendiéndose por alto. Tampoco en la suerte de matar, Pablo se tomó ninguna ventaja y con PIRATA atacó dando el pecho del caballo y cuando tuvo al toro a  la altura del estribo bajó un rejonazo en todo lo alto que hizo al astado rodar sin puntilla. Dos orejas mayoritariamente pedidas y que premian una faena de gran valor técnico y muy complicada para Pablo y su cuadra.

El cuarto Pablo Hermoso de Mendoza se lo brindó a su padre del mismo nombre, quien seguía el festejo desde uno de los burladeros del callejón. Este toro fue mejor de comportamiento y la labor de Pablo y sus caballos pudo ser más lucida y más del gusto del público, pero se topó con un inconveniente..la merienda.

El público entre bocado y bocado, vibraba con el navarro, con como paró CURRO los primeros ímpetus del cinqueño o como bordó pasajes memorables toreando con la bandera y pasando al toro por el pecho. MANOLETE dejó su marca de calidad, su nota de donde procede y sobre todo con las piruetas en la misma cara consiguió que por momentos la gente dejase el bocadillo. Los mejores momentos de este toro vinieron con MACHADO citando en corto, acompañado de palmas del público y quebrando a la que el toro se arrancaba. Fueron dos banderillas de mucha exposición y conexión, aunque sin bocadillo la plaza se hubiera venido abajo. Las dos banderillas cortas que Pablo colocó con PIRATA lo hizo a dos manos, en los medios y al primer intento. Uun rejonazo espectacular, que extrañamente aguantó el toro en pie. Tardó en doblar el estado hasta tal punto que Pablo necesitó descabellar al primer intento. Hubo petición de oreja, pero la mayor parte del público, seguía merendando.


COBERTURA DE PRENSA


DIARIO DE NAVARRA (www.diariodenavarra.es). Por Koldo Larrea



REYNO DE NAVARRA, REYNO DEL REJONEO

Los dos caballeros navarros salieron a hombros tras repartirse cuatro orejas de un buen encierro de San Mateo

20.000 almas en blanco y rojo vibraron con el toreo a caballo del maestro estellés y de su alumno de Noain



Se dice que el toreo a pie nació en Navarra. Y es cierto. No así el rejoneo, que hasta hace pocos años fue un coto sureño, un cortijo de señoritos andaluces que se en­tretenían jugando con caballos ante un toro. Tras el festejo de ayer, sin embargo, quedó claro que ese tiempo ha pasado, que ahora se torea a caballo, y muy bien, y que al maestro del toreo a caballo, tanto en la plaza como fuera de ella, se ha unido su alum­no más fiel, que no desaprovechó su segunda oportunidad en Pam­plona y puso los tendidos, ocupa­dos por veinte mil almas, que se dice pronto, al rojo vivo.

Esas veinte mil personas tu­vieron la suerte de presenciar una tarde de toreo a caballo para el recuerdo. Por dos motivos. Por un lado, por el buen hacer de Pa­blo Hermoso de Mendoza, que no sorprendió a nadie con su toreo de alta escuela, de muchos quila­tes. El

de Estella mereció salir a hombros, pero tras haber corta­do una oreja de cada uno de su lo­te, y no las dos de ese primero sosote, falto de codicia, que trotó, no galopó, tras las monturas. Reali­zó una muy buena faena pero la materia prima le restó importan­cia al toreo de costado de Chenel, al de cercanías, en redondo, de Ícaro, y a la atrevida soltura de Pi­rata. La labor del de Estella fren­te al cuarto mereció recompensa pese a que el cuatreño tardó en doblar. Curro de salida, Manolete y Machado en banderillas, y, otra vez, el incansable Pirata en el últi­mo tercio, conjuntaron un gran trasteo ante un magnífico toro. En cualquier caso, a la leyenda del rejoneo se le volverá a ver en la capital navarra el año próximo.

..........

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



DIARIO DE NAVARRA (www.diariodenavarra.es). Por Mariano Pascal



LÁGRIMAS DE TRIUNFO



........

Aprender, para triunfar

Pero en la vida, para triunfar, hay que saber aprender. Aprender de los fracasos y aprender de los maestros. Y cuando el Maestro se llama Pablo Hermoso de Mendo­za, tiene que pesar hasta la etiqueta de pupilo. La elección del caballo con el que acertó a matar Roberto el toro del triunfo no fue casual. Fue un consejo directo de Pablo que lo seguía a la carrera hasta la puerta de cuadrillas para darle instrucciones certeras.

El profesor generoso

Porque en la tarde de ayer sólo hubo una cosa mas grande que el toreo de dos navarros a caballo: la generosidad de un profesor con su alumno, la de un maestro con un discípulo. Alguien que lle­va triunfando tantos años como Pablo, tuvo que ver cómo el público lo ignoraba en una actuación cercana a la perfección, para en­tregarse sin red a la novedad del recién llegado. Y pese a ello no ce­jó en jalear a Armendáriz, acon­sejarlo y estar pendiente de él.

Una tarde de toros puede ser re­flejo de muchas virtudes y atribu­tos: éticos y estéticos. Toda una parábola de cómo debiera ser el ciclo de la vida. Lo hecho ayer por Pablo Hermoso de Mendoza es para en enseñar en las escuelas de doma, en los máster para di­rectivos con muchos ceros o en cualquier aula escolar. Grandísi­mo.

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



DIARIO DE NAVARRA (www.diariodenavarra). Por Pedro Mari Azofra



NAVARRA TRIUNFA TOREANDO A CABALLO



...........

En el toreo a caballo, es plausi­ble generalizar el detalle de anunciar con tablilla el nombre de los caballos, aunque haya "electrónico", escena que dignifi­ca a los jacos. Pablo Hermoso creó el pasaje como tantas cosas imitables. Torear a caballo es conjugar toreo y doma del caba­llo con sincronización para bur­lar al morlaco con belleza sin que el bovino lo toque. Ayer lo hizo una tarde más Pablo,

..........

La co­rrida de Capea fue buena.

..........

Fue admirable como Pablo es­taba pendiente del discípulo Ar­mendáriz no sólo para algunas observaciones puntuales en los pasajes de toreo sino para el em­pleo de caballos a la hora de ma­tar

..........

Puede que llegue un poco tar­de y el desafío descompensado. Pero sería una gloria que pudie­ran competir los dos navarros y un bien para los festejos de las plazas de Navarra, regiones co­lindante y mucho mejor si las co­sas cuajaran a nivel nacional.



PITOS

. A la cámara lenta mulillera que se hace cómplice de trofeos y calienta al público.

. A la excesiva mutilación de las defensas de los toros santos Mateo y Pelayo.

. Al público que pidió oreja en el 46 y tras el arrastre no dedicó ni palmas al genio de Izarra

PALMAS

. Al presidente al no permitir el exceso de arpones en el 2Q.

. A Armendáriz que hizo un quite pie a tierra a Trasnochador

. A Pablo Hermoso por el interés que puso en todo lo que hizo su joven paisano y alumno

XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX



DIARIO DE NAVARRA (www.diariodenavarra.es). Por L.C.-A.V.



Armendariz: "Estoy sin palabras, esto es lo más bonito"



Exitosa tarde la de ayer para el mundo taurino navarro, con dos rejoneadores de la tierra saliendo juntos a hombros. Roberto Ar­mendariz, de Noáin y 26 años, en su primer gran festejo en Pamplo­na (llegó a torear antes en una no­villada mixta), cortó dos orejas y salió por la puerta grande. Ylo hizo acompañando a su maestro, Pablo Hermoso de Mendoza, de Estellay 45 años, que en 24 actuaciones aquí sumó ayer 15 salidas a hom­bros. El madrileño Sergio Galán, tras 8 puertas grandes en 8 años, sólo pudo cortar una oreja en su novena participación en la Feria del Toro.

Pablo Hermoso de Mendoza estaba exultante tras cortar dos orejas a su primer toro. "Ha sido un toro difícil, exigente, que no acababa de romper pero que sabía cuando pegar. Tengo la pierna do­lida", dijo. "Estoy contento. Ha sido una actuación importante y el pú­blico ha estado muy involucrado. Emoción no ha faltado", señaló. En su vuelta al ruedo, lanzó una oreja al hostelero estellés Jorge Ruiz Luzuriaga, conocido suyo y que se­guía la corrida en sombra. Poste­riormente, y antes de recibir a su segundo toro, cuarto de la tarde, dejó al caballo en el ruedo para sa­ludar afectuosamente a su padre, Pablo, en el callejón.

Aquí se fue de vacío, pese a que mató bien, pues el toro tardó en morir y lo tuvo que descabellar. "El cuarto toro, el de la merienda, es siempre difícil porque la gente no se manifiesta. Ha sido un toro con calidad y lo he disfrutado mucho, pero faltaba la comunicación con el público. Habrá que venir meren­dados de casa", ironizó

........

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



ABC (www.abc.es). Por Andrés Amorós



Pablo de Navarra

A las doce en punto del mediodía, desde el balcón central del Ayuntamiento, el alcalde ha lanzado el gran cohete, con los gritos tradicionales: «Pamploneses, ¡viva San Fermín!»



A las doce en punto del mediodía, desde el balcón central del Ayuntamiento, el alcalde ha lanzado el gran cohete, con los gritos tradicionales: «Pamploneses, ¡viva San Fermín!» Con el chupinazo, ha estallado la gran fiesta.

Aquí, no se andan con chiquitas. El sonido del cohete no es menor que el del despegue de un avión a reacción. En la Plaza y sus aledaños se han reunido cerca de cuarenta mil personas, en una impresionante marea blanca, pañuelico rojo en alto (sólo después del chupinazo se lo han puesto al cuello). Concluido el acto, se recogerán más de treinta mil kilos de vidrio... Una revista oficial incluye esta juiciosa advertencia: «Es  completamente desaconsejable acudir con niños o personas mayores, o si se es propenso a mareos o claustrofobias».

La consagración como máxima figura de un navarro, Pablo Hermoso de Mendoza, ha impulsado la tradición de que una corrida de rejoneo preceda al primer encierro. Aquí se cumple la máxima de Eugenio d'Ors: «Todo lo que no es tradición, es plagio».

Vuelve a triunfar esta tarde el estellés Hermoso de Mendoza, adorado en su tierra. (El próximo día 11 le entregarán un premio muy popular, el Gallico de Oro, de la peña gastronómica Napardi). En el primero, reservón, toda la lidia tiene una perfección milimétrica: los rejones, con «Dalí»; las banderillas y «muletazos», con «Chenel»; la cercanía, con «Ícaro»; los adornos, con «Pirata». Acierta con el rejón de muerte: dos orejas de mérito.

Otra lección magistral es la lidia del cuarto, brindada a su padre: piruetas espectaculares, con «Manolete»; quiebros en corto, con «Machado»; banderillas a dos manos, con «Pirata». Muy certero, otra vez, al matar, aunque el toro tarde en caer. ¿Por qué no corta trofeos? No lo entiendo: supongo que es por algo tan poco taurino como la merienda...

.............

Acompaña en la salida en hombros a su maestro: ¡dos navarros por la puerta grande! Recuerdo la jota de Larregla: «¡Viva Navarra!» Obviamente, Hermoso de Mendoza es más: Pablo de Navarra, rey del rejoneo. Su sabiduría y su cuadra parecen no tener límites.

...........

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



EL MUNDO. Por Zabala de la Serna



Pablo y Armendáriz, maestro y aprendiz



Monumental de Pamplona. Miércoles, 6 de julio de 2011. Segunda de feria. Lle­no de «no hay billetes» (19.700 perso­nas). Toros de San Mateo, y uno, 2°, de San Pelayo, corrida reglamentariamente despuntada, rematada, manejable con sus querencias, su punto mansito, buena.

Hermoso de Mendoza, rejón trasero y arriba (dos orejas). En el cuarto, rejón con­trario y descabello (petición y saludos).

.........



Antes de la eclosión de Pablo Her­moso de Mendoza, no se recuerdan corridas de rejones en San Fermín. Y ahora al calor de su nombre se reú­nen 19.700 almas en los tendidos de Pamplona cuando las peñas aún no han tomado el sol. La Monumental pamplonesa luce en su gran portada el recordatorio de ser, tras México y Madrid, la tercera plaza con mayor capacidad del mundo.

Pablo I de Navarra es héroe en su tierra, embajador planetario, ídolo dorado en México, donde sigue sien­do el rey. Probablemente en su este­la encontrara la vocación Roberto Armendáriz con su apellido de ci­neasta. Ayer los dos caballeros levan­taron las más altas pasiones nava­rras. En sus distintas cotas, claro: la de maestro y la de aprendiz.

.............

Hermoso de Mendoza toreó a la perfección al toro de San Mateo que estrenó la tarde, que por perfección se entiende también acoplarse a las condiciones, amoldar la lidia a las embestidas. Y éstas no eran las más brillantes, ni continuas, ni emotivas para subir la temperatura de las suer­tes dibujadas. Paró de salida con Dalí, en una reducción de la velocidad alucinante. Sería la única vez que le tocó la cabalgadura. El segundo hie­rro enfrontilado despertó clamores.

Pablo se pone a torear siempre pron­to. «Pronto y en la mano», como dice Chenel. Y precisamente con el caba­llo que hace los honores con su nom­bre al maestro del blanco mechón jugó con las querencias, los terrenos, el costado y los pechos en los me­dios. El toro respondió más cómodo por los adentros, de donde, entre ca­da cambio de montura, los auxiliado­res lo sacaron con afanoso empleo de capotazos, /cara se descaró como suele con el toro más aplomado y soltando un derrote ya por encima de la rodilla. Hermoso, que tampoco le tiene vértigo a las alturas, se aso­mó al balcón de barrotes lijados con Pirata para volcarse en el rejonazo. El personal se encendió más en la petición de las dos orejas que en el tramo último a toro apagado.

El presidente luego, por si había pecado de sanferminero, aplicó la ley de la compensación a la muerte del cuarto y dejó sin premio una faena alegre de Hermoso, vivaz y chispean­te, emprendida con un solo rejón de castigo. Las piruetas sobre Manolete -aquí discrepo: un caballo que se lla­ma Manolete no puede hacer pirue­tas, maestro Hermoso, como hacía aquel Chicuelo suyo, que la pirueta es más como la chicuelina- deleita­ron como las rimas de Machado. Co­mo se resistió la muerte por culpa de la colocación contraria del rejón, al usía también le dio por resistirse.

...........

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



EL MUNDO. Por Javier Villán



Caballos y gigantes



El rejoneo no es un arte especialmente apreciado por los aficionados de a pie. Pe­ro sí en Pamplona, víspera del Santo Pa­trón, la Casa de Misericordia no programa a Hermoso de Mendoza, se arma la de Dios es Cristo. El de Estella es más que un rejoneador: es un mito al galope; ese galo­pe torero a dos pistas y recortando que es el pase de la firma de un torero a caballo; la plaza ruge y los mozos, vírgenes aún de insomnio y borrachera, alzan sus himnos. Hermoso de Mendoza ha llegado a ser Pablo a secas, sin don ni apellidos, lo cual es el más grande síntoma de popularidad. Sólo San Fermín le gana en respeto y ve­neración y no sé por cuánto tiempo. Podría ser el confaloniero de un navarrismo españolista o vasquista, sin diferencias, aunque en Navarra tire más la españolidad falange-requeté que el nacionalismo euskaldún; ahí no entro para no meterme en berenje­nales y porque los restos de mi viejo anar­quismo adolescente se me rebrincan. Y mucho más en un festejo con Pablo, Sergio Galán y Roberto Armendáriz, pamplo­nés y protegido de Hermoso. Pablo y Ser­gio, memorables. Armendáriz no alcanza­rá al maestro, con el que salió a hombros, pero hay que contar con él.

El de Tarancón ha sido prohijado por Pamplona y se ha ganado también la de­nominación de Sergio, a palo seco, con menos tumulto que Pablo, el de Estella. En tiempos cometí la audacia de decla­rarle «el sucesor», o sea el heredero de Pablo. Y eso, que cayó muy bien en Tole­do y en Pamplona, cayó muy mal en otros sitios.

..........

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



EL MUNDO (www.elmundo.es). Por Zabala de la Serna



Hermoso y Armendáriz, por la puerta grande



El recurso del chupinazo está ya muy sobado para las crónicas del 6 de julio. "Pablo pega el chupinazo en su tierra", por ejemplo. Y lo cierto es que lo pegó. Dos orejas de una tacada para empezar la tarde. Hermoso lo hizo todo bien, pero al toro de San Mateo le faltó continuidad y chispa. Emoción.

Sobre "Dalí" lo paró y salió tocada la cabalgadura al pararlo con una reducción de velocidad alucinante. El segundo hierro fue en un embroque muy de frente. Intervinieron no poco los auxiliadores en los tiempos muertos de cambio de montura para sacarlo de la querencia: el toro siempre por dentro fue más cómodo. "Chenel" también jugó con las querencias y los terrenos. "Ícaro" puso su parte con el toro muy trotón ya y derrotando por arriba, por la altura de la rodilla. "Pirata" se asomó al balcón de barrotes lijados para poner el punto final por todo lo alto. Algo trasero el rejón mortal. La gente se apasionó más en la petición de las dos orejas que durante la faena de toro apagado.

Volvió a matar bien Hermoso al cuarto (rejonazo un punto contrario que acarreó el descabello), castigado con un solo hierro en una faena muy alegre y viva. Las piruetas sobre "Manolete" o el par con las cortas a dos manos prendieron en el toro de la merienda. Se resistió la muerte y también el presidente a dar la oreja, ejerciendo una absurda ley de la compensación.

..........

Le abrieron la puerta grande en una foto para enmarcar. Pablo y Armendáriz. Viva San Fermín!

Ficha:

Monumental de Pamplona. Miércoles, 6 de julio de 2011. Segunda de feria. Lleno de "no hay billetes" (19.700 personas). Toros de San Mateo y uno (2) de San Pelayo, reglamentariamente despuntada, rematada, manejable con sus querencias, su punto mansito, buena.

Pablo Hermoso de Mendoza, rejón trasero y arriba (dos orejas). En el cuarto, rejón contrario y descabello (petición de oreja y saludos).

.......

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



CADENA COPE (www.cope.es). Por Sixto Naranjo



..........

Hermoso y Armendáriz, dos navarros a hombros en Pamplona

TOROS. El tradicional festejo de rejones del día del Chupinazo se saldó con la salida a hombros de los dos rejoneadores locales, Pablo Hermoso de Mendoza y Roberto Armendáriz.

........



Pamplona (Navarra), miércoles 6 de julio de 2011. 2ª de Feria. Lleno. Toros de San Mateo (1º, 3º, 5º y 6º) y San Pelayo (2º, 4º), despuntados reglamentariamente y de buen juego. El de peor condición, el 1º. Hermoso de Mendoza, dos orejas y saludos. Sergio Galán, oreja y saludos. Roberto Armendáriz, vuelta y dos orejas.

Maestro y aprendiz. Hermoso y Armendáriz resultaron los triunfadores del festejo de rejones que sirve de preludio al comienzo de las corridas de toros de la Feria de San Fermín. Cada uno con sus armas, pero obtenido el mismo balance de dos orejas. Quien no pudo compartir salida a hombros fue Sergio Galán, que vio frenada su suma de puertas grandes consecutivas en Pamplona después de ocho años seguidos haciéndolo. Quien lidió una notable corrida fue El Niño de la Capea, con hasta cinco toros con posibilidades de triunfo.

Hermoso de Mendoza abrió plaza y se aseguró la puerta grande tras cortar dos orejas ante un toro protestón y de medias arrancadas. Quebró a la perfección con Chenel y expuso con Ícaro en banderillas. Intentó la ligazón en las cortas a lomos de Pirata pero no tuvieron la continuidad necesaria por la mala condición del toro. Un rejonazo certero y el apoyo de los paisanos hicieron posible la decimoquinta salida a hombros en la carrera del estellés en este coso.

El cuarto fue un animal manejable al que realizó un trasteo a más, brillando en banderillas con Manolete y Machado. Volvió a tirar de Pirata para las cortas a dos manos, pero esta vez el falló a espadas le privó de nuevos trofeos.

............

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



EL PAIS (www.elpais.es). Por José Luís Merino



Descubrimiento de Armendáriz



La corrida de rejones se organizó, como es norma en Pamplona, para lucimiento del torero de la tierra, Pablo Hermoso de Mendoza. Siempre cuidando de no enfrentarle a Diego Ventura, en especial, ni a Andy Cartagena. Y así, año tras año. Del mismo modo que un año sí y otro también, la presidencia se encarga de regalarle orejas. Ayer el regalo fue de un apéndice. Mereció cortar una oreja en su primer toro, y le regalaron la segunda. O sea, salió a hombros. Nadie le quita a Hermoso de Mendoza ese querer suyo por volver a ser el joven jinete que fue, demostrando cada tarde lo mejor de su biografía.

Toros de San Mateo: despuntados para rejones, mansos y bobones.

Pablo Hermoso de Mendoza: rejón (dos orejas); rejón y descabello (leve petición y aplausos)

..........

Plaza de toros de Pamplona. Segundo festejo de abono. Lleno. Miércoles, 6 de julio.

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



DIARIO DE NOTICIAS (www.noticiasdenavarra.com). Por Manuel Sagües



El sueño de Armendáriz

El noaindarra y Hermoso, dos navarros por primera vez a hombros



..........

El escenario preferido, el más grande de todos los rejoneadores a su vera, el toreo clásico, y la salida en catapulta hacia posiciones más altas de la pirámide del éxito profesional... Y el dato para la historia: primera vez que dos caballeros del Viejo Reyno salen a hombros de una plaza de máxima repercusión como la de también vieja Iruña. El de Noáin, mucho más hecho y tranquilo que hace unos años, no dejó dudas de que puede ser el relevo en los ruedos de Hermoso, cuando el estellés opte por descansar de una carrera que va para un cuarto de siglo y 2.000 corridas. Un Hermoso que volvió a dictar magisterio en su lote. No le favoreció el abrir cartel, porque, sobre todo, la ineludible querencia de la parroquia navarra hacia las viandas, hizo que no le echaran demasiadas cuentas en forma de palmas y de pañuelos tras finiquitar a Talador, 4º de la tarde. Con mejor equidad, la salida a hombros de Pablo hubiera sido puntuando en un una más una.

.............

Muy bien Hermoso parando de salida a Tenerife montando a Dalí. Los rejones de castigo y los remates siempre yendo de frente. Tenerife no terminó de romper y fue insulso por su trote cochinero y por carecer de ritmo continuado. Recital de técnica en cites, pasadas y remates con Chenel e Ícaro para exprimir al de El Capea. Rejón y segunda oreja generosa, no por los méritos del caballero, pero sí por la falta de transmisión de Tenerife. Talador, el 4º, fue un toro con matices pero que fue manejable. El de Estella, con la salida a hombros asegurada, tiró de lo más joven del equipo titular montando al eficaz Curro, al completo Manolete y al poderoso y valiente Machado. Muy buena labor con poco eco y menos pañuelos pidiendo la oreja que se merecia. Influyó también el largo tiempo que tardó Talador en doblar.

............

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



DIARIO DE NOTICIAS (www.noticiasdenavarra.es). Por María Irisarri



"Una de las tardes más bonitas"

El maestro Hermoso de Mendoza "gozó mucho" con los "exigentes" toros que le tocó rejonear



Pablo Hermoso de Mendoza consiguió cortar ayer dos orejas con su primer toro, Tenerife, un animal "exigente, que no se dejaba meter". Ya preveía su éxito antes de salir al coso, pues vaticinó la tarde como "una de las más bonitas".

Hermoso de Mendoza tenía al público en vilo: "la gente me hacía llegar a mí el peligro con sus ¡uy!". El torero tuvo suerte en cuanto a la colaboración demostrada entre el caballo, el astado y él mismo. "Emoción no ha faltado, la ha puesto el toro y la he puesto yo también", afirmó.

Su segundo toro, Talador, fue "muy elegante", y el maestro "lo gozó mucho", pero al ser la hora de la merienda, se notó la falta de comunicación con el público. "La gente lo está viendo y lo está disfrutando, pero no lo manifiesta".

..........

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



LA RIOJA (www.larioja.com). Por Juan Cruz Gastón



La barrera de la merienda



Después de la novillada y la corrida de rejones de ayer hoy comienzan las corridas de a pie de la feria del Toro de Pamplona

Los toros del Capea dieron buen juego facilitando el triunfo a los navarros



Sabido es que en la feria taurina de Pamplona durante la lidia del cuarto toro de la tarde se degustan suculentas viandas, prácticamente por toda la plaza. El problema de otras plazas, desde los tiempos del Guerra, por lo menos, era y es, que las llamadas figuras no quieren, ni por asomo, ser los que abren cartel, sencillamente porque dicen que el público no está centrado en los primeros minutos del espectáculo. Eso sucede en todas las ferias. En Pamplona también, pero con el añadido al ser el primero de la tarde, de tener que lidiar el toro de la merienda, donde la mayoría está más al plato o al bocadillo, que a lo que sucede en el ruedo.

Le pasó ayer, en la capital navarra por primera vez, al estellés Pablo Hermoso de Mendoza, máxima figura del toreo a caballo y que, rara vez, va por delante en el cartel. Tampoco será la última por ser uno de los más veteranos del escalafón. Ser el primero le fue mal a Pablo con el que abrió plaza, el toro, siendo medianamente bueno, fue el de peor condición, mansurrón, pegando arreones cuando creía tener la presa al alcance de sus pitones, reservando sus fuerzas para esas arrancadas que se metían bajo la barrera o cuello de las monturas.

Hermoso de Mendoza, estuvo con el toro menos claro de la tarde, como lo que es, marcando diferencias, toreando con precisión y continuidad, haciendo las delicias del aficionado, dando una lección, diría que magistral, venciendo las dificultades, exponiendo muchas veces y saliendo siempre victorioso de los lances. Sinceramente, las dos orejas que pueden parecer a más de uno premio excesivo, a mí me parecieron justas. Si el movimiento se demuestra andando, Pablo voló por las nubes del arte ecuestre. Sabiduría, saber y valor. El cuarto fue un toro bravo, no el mejor, pero sí bueno para el toreo a caballo. Pablo lo toreó muy bien. Hizo dos quiebros de los de quitarse el sombrero haciendo la suerte a dos metros del morlaco y siempre clavando al estribo y no a la grupa como lo hacen la mayoría. El Estellés sigue en primerísima línea, es el mejor, porque la pureza tiene poco que ver con la espectacularidad. Ese ir dando los pechos del caballo hasta la consumación de la suerte no lo hace nadie mejor que él.

...........

Terminará, lo creo así, siendo un gran torero a caballo, para ello tiene al mejor maestro del arte ecuestre: Pablo Hermoso de Mendoza, y Armendáriz buen discípulo

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



APLAUSOS (www.aplausos.es). Por Redacción



Navarra, orgullosa de sus rejoneadores

Hermoso de Mendoza y Roberto Armendáriz, con dos orejas cada uno, abren la puerta grande



HABLAN LOS PROTAGONISTAS.- Hermoso de Mendoza: "Si no ha habido mayor comunicación ha sido por el dichoso bocadillo"

..........



..........

4º) Un solo rejón de castigo clavó de salida y a lomos de "Manolete" dejó buenas banderillas y se exhibió con vistosas y ajustadas piruetas en la misma cara del toro. Brilló también con "Machado", con el que evidenció una vez más su dominio y maestría a caballo. Epilogó su labor con "Pirata" otra vez, clavando un gran par de cortas a dos manos que terminaron de meter al público en el canasto. Lo vio claro con el rejón de muerte y sumó un tercer apéndice a su esportón tras un golpe de descabello. OVACIÓN CON SALUDOS

..........

1º) Hermoso paró con "Dalí" de salida al primero, dejando dos rejones de castigo en lo alto, sufriendo en la ejecución del primero de ellos un peligroso achuchón. Con "Chenel" dejó banderillas de sobresaliente ejecución y belleza, galopando a dos pistas y pasando por dentro con riesgo. No dio facilidades el toro, que no humilló y nunca se entregó. Con "Ícaro" llegó mucho a la cara del toro y adornó con naturalidad y torería las ejecuciones de las suertes. Dejó varias cortas con "Pirata" con el toro ya muy aplomado y coronó su esforzada labor con un rejonazo de gran eficacia. DOS OREJAS
Pamplona, 6 de julio de 2011. Toros de San Mateo y San Pelayo (2º y 4º), con emoción y de interesante juego. El mejor fue el 3º. HERMOSO DE MENDOZA: Dos orejas y ovación con saludos;............... Entrada: Lleno

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



BURLADERO (www.burladero.com). Por Burladero



Dos navarros por la puerta grande



Hermoso de Mendoza abría la tarde y lo hizo de la mejor manera posible. Dos orejas para el navarro por una faena de mérito ante un toro de San Mateo, con volumen y movilidad, pero exigente y que medía al jinete. Hermoso estuvo por encima del astado, evitando las cornadas que tiraba al caballo. Destacó en los pares de banderillas, que colocó con riesgo y belleza, y mató de un rejón certero.

.............

En el cuarto de la tarde Hermoso de Mendoza se encontró con un toro con clase que permitió al navarro volver a entusiarmar a un público entregado durante toda la tarde, pero un tanto frío, debido a la merieda, a la hora de premiar una excelente faena deslucida por la tardanza del toro a caer tras un rejonazo y que necesitó del verduguillo. Sobresalió en las vistosas banderillas y con Pirata clavando un gran par de cortas a dos manos.

Galán templó mucho al abanto quinto a lomos de Amuleto con el que fijó la embestida para cuajarla con Vidrié en banderillas. El tordo protagonizó un quiebro sensacional aunque no prendiese la banderilla por tropezar con un rejón.

Pisó terrenos comprometidos con Apolo y dejó llegar mucho a la grupa los pitones del animal. Mató con Ciclón, lo que es habitual, y en los dos pinchazos se dejó la oreja que abría la novena puerta grande consecutiva.

.............

Ficha del festejo

Leno en los tendidos. Toros de San Mateo y San Pelayo, de buen juego en general. El primero con genio.

Hermoso de Mendoza: dos orejas y saludos

...........

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



MUNDOTORO (www.mundotoro.com). Por Mundotoro



Enésima lección de Pablo Hermoso

Dos navarros por la Puerta Grande



Dos navarros por la Puerta Grande. Uno en plenitud y otro que viene con la frescura que da la juventud, pues mientras Hermoso dictó la enésima lección en su tierra con el que abrió plaza -la labor más importante de la tarde- Armendáriz sumó ilusión y estusiasmo para hacer frente a su lote y abrir por vez primera la Puerta Grande de su tierra. Galán perdió con el rejón de muerte su novena salida en hombros en esta plaza después de volver a lucir con una buena corrida de Capea. 

Hermoso ha hecho un esfuerzo con un toro exigente, falto de ritmo y celo, que nunca terminó de romper, y al que el torero llegó mucho a lomos de Chenel, con el que galopó de costado con temple y puso dos banderillas de gran ejecución e Ícaro, con el que ofreció el pecho al toro antes de rematar su obra con eficacia. El cuarto tuvo clase y calidad y permitió estar a gusto al estellés que brilló montando a Manolete. La lenta agonía del toro enfrió al público, que estaba de merienda y olvidó pedir las orejas.

...........

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



MUNDOTORO (www.mundotoro.co). Por Mundotoro



Hermoso, tras triunfar en Pamplona

'Emoción no ha faltado'


Pamplona (España). Estas son los declaraciones de los rejoneadores sobre la segunda de San Fermín que ofrecieron ante los micrófonos del Canal+:
Pablo Hermoso de Mendoza abrió plaza y logró cortarle las dos orejas al primero de la tarde: 'Un toro difícil, exigente, no terminaba de romper. Me ha dado en la rodilla con una fuerza... Uno siempre quiere poner un poquito más de arte, de gusto. Ha habido momentos de 'uy' y me llegaban a mi desde el tendido transmitiéndome el peligro que la gente veía. Emoción no ha faltado, ha habido cosas importantes.' Sobre el cuarto explicó: 'Éste ha sido buen toro, ha tenido calidad y clase. Faltaba un poquito la comunicación con el público por el dichoso bocadillo.'

..........

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



EL CORREO (www.elcorreodigital.com). Por Barquerito



Éxitos de Hermoso y Armendáriz





De todas las corridas del venero Urquijo-Murube que los Capea vienen echando para rejones hace casi diez años, ésta de Pamplona fue la de más cuajo. Siendo una corrida de aparatoso tamaño, no careció de armonía. No fue, por lo demás, igualada o pareja, sino que quedó la sensación de que los cinco del hierro de San Mateo venían de sementales distintos.

Virtud común a esos cinco de San Mateo fue la de galopar de salida como ya no se estila. La divisa espoleó a los cinco y los cinco asomaron con una velocidad extraordinaria. Para hacer los honores a un rasgo clásico en la sangre Murube, el sexto quiso saltar la barrera y no logró su propósito porque la barrera de Pamplona alza más de metro y medio. Se soltó de carrera al principio alguno de los toros, pero sin llegar a irse del todo ninguno. Fieles al estilo de la estirpe, fueron a más cuatro de los cinco: en particular el sexto, que con un solo hierro de castigo se cambió después del amago de salto en un error de cálculo, porque, en banderillas, que son como la muleta de un rejoneador, el toro cobró bríos y vida nueva, y no paró. El quinto, levemente lesionado en un recorte, era el de más peso de todos: 570 kilos. Le costó poder con ellos más que a cualquiera de los otros.

Todos fueron de nobleza más que notable. El cuarto, no tanto: fue el único que se decidió a escarbar, ¡ay!, y el único que le pegó al aire dos cornadas y, penúltima deshonra, el único que se vino a tablas para aconcharse antes de rodar y morir. El toro segundo, del hierro de San Pelayo, se lanzó de partida con las manos por delante; formas y fondo fueron diferentes; y se aplomó antes de lo previsto. Los Capea habían lidiado en corridas a pie tres o cuatro veces en San Fermín, y más de un toro más que notable, pero el compromiso de la de rejones era nuevo y un reto: ocupar el puesto que siempre se había reservado para Bohórquez. Salió la apuesta a pedir de boca.

Pablo Hermoso hizo con el primero las cosas más difíciles: costó pararle los pies al toro, pero lo fijó en cuatro someros recortes y rodeos, arriesgando lo indecible, reuniéndose al estribo y clavando arriba; fijaron al toro con capotazos en las transiciones y Pablo hizo renovadas maravillas con dos de sus grandes caballos muleteros: Chenel, espectacular en los pasos atrás, e Ícaro, que se enrosca con el cuello sobre el cuello del toro como si cargara la suerte. El trabajo fue de una torería rotunda. El acierto al clavar -ni una pasada en falso, los hierros reunidos en una gavilla mínima- y el temple en cada viaje fueron una delicia. Sensacional el rejonazo de muerte.

El hecho de abrir Pablo cartel no fue tan duro para él -por abrir, con público aún frío, y por torear el cuarto en plena merienda de los paganos- como para sus compañeros, pues la diferencia se dejó sentir:

..............

El toro de la merienda fue el menos propicio de los de San Mateo: escarbó y pegó taponazos. El tordo Manolete, nuevo en Pamplona, dibujó piruetas en plena suerte. ¡Genial! Lo notorio fue la seguridad de Hermoso en los ataques en corto y en el platillo sobre un caballo Machado.

La entrega de Sergio Galán, el entusiasmo de Roberto Armendáriz. A remolque del canon del toreo a caballo que impuso Pablo.

...........

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



DIARIO VASCO (www.diariovasco.com). Por Paco Aguado



Hermoso y Armendáriz salieron a hombros



La corrida de rejones que desde hace más de una década se incluye en los Sanfermines -por influencia de los triunfos del navarro Hermaso de Mendoza- es uno de los mejores espectáculos del abono. Y la de ayer no fue una excepción, con el valor añadido de que fueron dos rejoneadores de la tierra, de Estella y Noain, los que protagonizaron los mejores momentos y compartieron una clamorosa salida a hombros tras la lidia de una corrida de San Mateo especialmente colaboradora.

Hermoso de Mendoza, el considerado rey navarro del rejoneo, dio una nueva lección en Pamplona . Sus dos faenas fueron un despliegue de maestría, de facilidad, de temple y de naturalidad a lomos de una cuadra, tanto los caballos veteranos como los más nuevos, que torea sin esfuerzo aparente, como si en vez de estar lidiando dos toros estuvieran paseando por la ribera del río Arga.

Los caballos 'Dalí', 'Chenel', 'Ícaro' y 'Pirata' se repartieron la completa faena de su jinete al primero de la tarde, en la que Hermoso toreó de principio a fin desde la montura y clavó banderillas y rejones con ajuste, por lo que cortó dos merecidas orejas.

Otras dos pudo pasear el estellés del cuarto toro, un astado de más clase aunque de menos brío en su embestida, pero la tardanza del animal en morir tras un rejonazo enfrió los ánimos en un tendido que había caldeado con el tordo «Manolete», otro caballo notable hijo del legendario «Cagancho».

...........

Se notó la escuela de Hermoso en la forma de hacer de Armendáriz,

..........

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



LA GACETA (www.gaceta.es). Por José Antonio Del Moral



Grande Pablo Hermoso en buena y nueva compañía



Hermoso de Mendoza, magistral como siempre, cortó dos orejas que debieron ser tres. Una cortó Sergio Galán. Y otras dos el nuevo y más joven caballero navarro de Noain, Roberto Armendáriz, que armó la tremolina con el sexto toro, el mejor de las más que potables reses murubeñas de la ganadería de San Mateo, propiedad de la familia Gutiérrez Lorenzo. Llenazo en la Monumental de Pamplona.



Impresiona ver llena de gentes vestidas de blanco con faja y pañuelo rojos al cuello la plaza Monumen­tal de Pamplona. Aún no había peñas. Sí un público esperanzado por ver triun­far a Pablo Hermoso de Mendoza, y a un nuevo jinete de la tierra, Roberto Armendáriz que, visto lo que hizo, habría que echár­selo a Diego Ventura.

Sobre el alazán Daly, Hermoso fijó al huidizo y distraído toro que abrió plaza. Con un solo rejón de castigo, quedó listo para las banderillas que Pablo colo­có montando al famoso Chenel. El acostumbrado repertorio técnico y artísti­co de Pablo tomó carta de

naturaleza ayer no sólo con Chenel, luego con el valen­tísimo Ícaro en magistrales quiebros y posteriores alar­des de monta. Tras las cor­tas sobre Pirata y varias tocaduras de testud, un rejonazo completo aunque muy trasero bastó para que rodara el toro sin puntilla. Le pidieron con insistencia la segunda oreja y, aunque el usía se resistió, tuvo que concederla.

Rizó el rizo de su inigua­lable destreza con el cuarto, poniendo otra vez la plaza boca abajo con un quiebro tras citar a caballo planta­do y con un par a dos manos de las cortas. Un gran rejo­nazo. Pero el toro se amor­cillo y hubo que utilizar el descabello. El presidente también se amorcillo dene­gando la petición de oreja.

.........

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



MARCA. Por Javier Ilián



Dos rejoneadores navarros salen en hombros



Plaza de Pamplona. Segunda corrida. Toros de SAN MATEO, desiguales de Juego (1). PABLO HERMOSO DE MENDOZA. Rejón (dos orejas). Rejón caldo y descabello (salu­dos) (2).

............

Un final triunfalista para una tarde que se hizo lar­ga y con ribetes de monótona. Ese final con Pablo Hermoso y Roberto Armendariz en hom­bros hay que ponerle apellido: paisanaje. En efecto, las dos orejas que cortó' Hermoso de Mendoza a su primero, fueron todo en exceso del palco,

..........

Pablo, por su parte estuvo sobrado pero sin excesos ante el mansote que abrió plaza. En el cuarto, un toro moribundo, lo­gró calentar la plaza con su caballo Machado y un par a dos manos con Pirata.

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

APLAUSOS. Por Mario Brunet



Dos navarros a hombros



El día del chupinazo dos navarros, dos rejoneadores en este caso, abrieron la puerta grande tras cortar dos orejas cada uno. Hermoso de Mendoza y Roberto Armendáriz enloquecieron a sus paisa­nos y se convirtieron en los primeros grandes triunfadores del serial frente a una corrida de Capea -con los hierros de San Mateo y San Pelayo- que colaboró con los toreros a caballo.

Hermoso paró al primero a lomos de "Dalí", dejando banderillas después de sobresaliente ejecución y belleza con "Chenel" y conectando con el público con "¡caro", que llegó bien a la cara del toro y adornó con naturalidad y torería la ejecu­ción de las suertes. Dejó varias cortas con "Pirata" con el toro ya muy aplomado y coronó su esforzada labor con un rejonazo de gran eficacia. Disfrutó más fren­te al cuarto, un buen toro. Brilló con "Manolete" y también con "Machado", epilogando su labor de nuevo con "Pirata", con el que clavó un buen par de cortas a dos manos. El público, demasia­do centrado en la merienda, no valoró con justicia su brillante labor.

.........

Xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx



6 TOROS 6. Por José Luis Ramón



Rejoneadores de casta navarra

Hermoso y Armendáriz salieron a hombros, tras cortar dos orejas cada uno Buena corrida de San Mateo, con un sexto toro, "Sacristán", bravísimo e incansable



Pablo Hermoso de Mendoza abrió la puerta de entrada a la Mo­numental de Pamplona a su paisano y discípulo Roberto Armendáriz, y éste aprovechó tan importante oportunidad para salir por la Puerta Grande junto a su maestro y amigo. La corrida de rejones de San Fermín tenía una intriga muy especial: por un lado, se trataba del primer en­cuentro de los dos jinetes navarros en Pamplona; por otro, volvía a re­vivirse el duelo anual de Hermoso con Sergio Galán, tan admirado en esta plaza; finalmente, y puesto que Pablo abría cartel por primera vez en los "sanfermines", servía para calibrar cómo iba a salir de "perju­dicado" en el primer toro de la corri­da, ese que nadie quiere torear por que presuntamente los espectadores todavía están fríos y ajenos al es­pectáculo.

Y los tres argumentos tuvieron respuesta: Armendáriz, que aún se encuentra en proceso de formación, ni se sintió cohibido ni defraudó en una corrida de altísima responsabi­lidad; Galán no triunfó fuerte en es­ta ocasión, fundamentalmente por­que no acertó a la primera con el rejón de muerte; por último, Her­moso cortó dos orejas al toro que abrió el festejo, lo que quizá le haga replantearse torear más veces como director de lidia en según qué oca­siones y escenarios.

La corrida de San Mateo tuvo ca­lidad en su conjunto y dos toros sen­sacionales, los que compusieron el lote de Armendáriz.

......

El público entró en la faena, disfrutó con el atisbo de riva­lidad con Hermoso y tras un rejón de muerte solicitó y logró dos orejas para el joven caballista de la tierra.

Las mismas dos orejas que había cortado Pablo dos horas antes a un to­ro de muy diferente condición, con el que tuvo que hacer un esfuerzo para transmitir y conectar con los especta­dores, y otro de precisión en la ejecu­ción de las suertes. Siempre ceñido y ajustado, obtuvo dos apéndices con la misma facilidad que si estuviera tore­ando en el patio de su casa de Estella. El resto de la corrida tuvo menos historia: Hermoso cumplió en el cuarto, noble y soso;

.........

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx