La fecha llegó y este domingo Pablo Hermoso de Mendoza cierra una temporada de auténtico ensueño haciendo su debut en el bello puerto colimense de Manzanillo, bañado por las cristalinas aguas del pacífico mexicano.

El festejo será de carácter mixto y acompañarán al esteta navarro los diestros mexicanos Oscar López Rivera y Cesar Delgadillo, en la lidia de astados de Sierra Ortega para el jinete y de Puerta Grande para los de a pie.

 
a
FECHA 26 de Marzo de 2006
LUGAR Plaza de toros de Manzanillo, Colima, México
ENTRADA Media plaza
TOROS
RESEÑA Pablo Hermoso de Mendoza (silencio y dos orejas y rabo)
Oscar López Rivera (ovación y dos orejas)
César Delgadillo (silencio y oreja)
CABALLOS UTILIZADOS

Primer toro de la Ganadería de Sierra Ortega, número 9, de nombre Colomo, 480 kg. De salida CURRO (2 rejones de castigo); en banderillas MERLIN (2 banderillas) y SILVETI (2 banderillas); y para el último tercio DOMINGUIN (3 cortas, 1 rejón de muerte tras 4 pinchazos

Segundo toro de la Ganadería de Puerta Grande, número 196, de nombre San Sebastián, 475 kg. De salida PEDRERO (2 rejones de castigo); en banderillas CHENEL (2 banderillas) y FUSILERO (2 banderillas); y para el último tercio DOMINGUIN (3 cortas, 1 par de banderillas a dos manos y 1 rejón de muerte).

OTROS CABALLOS DESPLAZADOS

NAPOLEON, LABRIT y VILA

a

Pablo Hermoso de Mendoza cerró en Manzanillo una temporada de ensueño, conquistando el décimo rabo y las orejas ciento tres y ciento cuatro de un periplo que dejará una profunda huella en los anales de la tauromaquia mexicana.

Había transcurrido ya la lidia de su primer astado, del que perdió los trofeos por los desaciertos con el acero de muerte. Así que con toda la determinación reflejada en el rostro por dar un digno colofón a esta gran temporada, en su segundo el navarro salió al ruedo como un jabato para realizar una faena extraordinaria a un noble y colaborador ejemplar de Puerta Grande. Después de hacerle sangre con dos limpios rejones de castigo colocados montando a PEDRERO; llegó el tercio de banderillas que estuvo a cargo de dos de los pilares de esta inolvidable campaña. Nos referimos a CHENEL y, por supuesto, a FUSILERO. Ambos caballos hicieron su cierre con una actuación soberbia, el castaño galopando a dos pistas con un temple que rayó en la perfección, consumando dos banderillas de cartel, citando con parsimonia y elegancia, toreando auténticamente con su pecho en cada reunión, cargando la suerte como cargar se debe. Y del tordo que podemos decir que no se haya ya dicho, con ese corazón torero que no le cabe en el pecho consumó dos reuniones inmaculadas, al estribo, recreándose en las suertes y recreando posteriormente al público con sus piruetas que son ya proverbiales por la ejecución tan sentida y arriesgada que realiza el de Río Frío. Un gran colofón de estos dos ejemplares y DOMINGUIN no se quiso queda atrás, rodando valientemente en cortas, entrando con decisión a terrenos comprometidos para un estupendo par de banderillas a dos manos y rubricando todo el trabajo con un rejón exacto y fulminante que aseguró para su jinete las dos orejas y el rabo con el que se cierra este capítulo en su querido México. La vuelta al ruedo fue de entrega total de parte del público hacia el caballista estellés, así como para con sus hijos Paula y Guillermo, que le acompañaron a recibir las muestras de cariño del público colimense.

Con su primero, como mencionábamos, los fallos con el rejón de muerte provocaron que se esfumaran un par de orejas bien ganadas en el ruedo con una labor sobresaliente de CURRO, SILVETI, MERLIN y DOMINGUIN. Especialmente la dupla responsable del tercio de banderillas realizó un gran trabajo, sobresaliendo la torería arrolladora del hijo de GALLO, tanto en su galope como en los embroques, y los perfectos tierra-tierra del perla, en una ejecución técnicamente perfecta que como repetimos era merecedora de trofeos, pero…

Así se cierra una campaña cuyas cifras resultan en verdad impresionantes y espectaculares, treinta y seis Puertas Grandes en cuarenta y un festejos, diez rabos, más de cien orejas, frecuentes llenos de “no hay billetes”. En suma una temporada de tintes auténticamente históricos.

 
ACTUACIONES
1
TOROS
LIDIADOS
2
TROFEOS
OBTENIDOS
2 orejas
y 1 rabo
PUERTAS
GRANDES
1
 
 

 

   
Ir a Google