PREVIO FICHA RESEÑA GALERIA PRENSA
20/03/2004 ALTAMIRA

 

La penúltima actuación del jinete estelles en esta campaña mexicana tendrá lugar este sábado en el caluroso puerto tamaulipeco de Altamira, donde apreciaron su arte por vez primera el día 9 de marzo de 2002, en una tarde que de entrada apreció muy complicada ya que la plaza portátil "El Pilar" fue instalada sobre una superficie de piso de asfalto, por lo que a pesar de la arena vertida en el ruedo, el piso estaba impracticable para el toreo. A pesar de ello Hermoso de Mendoza conquistó la puerta grande al cortar una oreja de cada uno de los toros que enfrentó, uno de Golondrinas y otro de Fernando de la Mora, siendo ayudado por RONCAL, FUSILERO, MARIACHI (en la imagen), CAMPO GRANDE, CHICUELO y VITI.


La segunda y última actuación del estelles ante esta entusiasta afición tuvo lugar durante el 2003, el 15 de marzo para ser exactos, cando ante un lleno espectacular Pablo Hermoso de Mendoza se llevó un solitario apéndice de su segundo, compartiendo cartel con el diestro Rubén Ortega y con el también caballista Gastón Santos. En esta ocasión Pablo utilizó a CHACAL, NATIVO, CERVANTES, COYOTE, FUSILERO y GAYARRE.

VER CARTEL

FECHA 20 de Marzo de 2004
LUGAR Plaza de toros Modelo instalada en Altamira, Tamaulipas, México
ENTRADA Tres cuartos de plaza
RESEÑA Pablo Hermoso de Mendoza (ovación y dos orejas)
Guillermo Capetillo (palmas y división)
Alberto Galindo "El Geno" (dos orejas y rabo y dos orejas)
TOROS
CABALLOS UTILIZADOS

Primer toro de la Ganadería de Golondrinas, nombre Tabanón, número 75, 475 kg . de peso. De salida ANTARES (2 rejones de castigo); en banderillas RAMSES (3 banderillas) y NATIVO (2 banderillas); y para el último tercio MUDEJAR (3 cortas, 2 rosas, 1 rejón de muerte y 2 golpes de descabello).

Segundo toro de la Ganadería de Golondrinas, nombre Canales, número 59, 483 kg . de peso. De salida SULTAN (1 rejón de castigo); en banderillas PAVAROTI (3 banderillas) y FUSILERO (2 banderillas); y para el último tercio REBUJO (3 rosas, 2 pares de banderillas a dos manos, 1 par de banderillas cortas a dos manos, 1 rejón de muerte y 2 golpes de descabello).

OTROS CABALLOS DESPLAZADOS GAYARRE

 

Es una costumbre en Pablo Hermoso de Mendoza el utilizar a los caballos que va preparando, debutándolos en el primer tercio para que vayan tomando experiencia, madurando y conforme siente que progresan en algunos casos los pasa a utilizar en el tercio más protagónico de la lidia, el de banderillas. Hacemos esta referencia porque durante la corrida de este sábado celebrada en el puerto tamaulipeco de Altamira, el jinete estellés utilizó por vez primera a RAMSES en los palitroques y todos nos hemos quedado asombrados de lo visto en el ruedo. Un caballo con un aplomo increíble para ir siempre de frente, despaciosamente, realizando las batidas casi instintivamente, con una mínima ayuda de su jinete; citando, cabalgando, encontrando y rematando cada suerte simple y llanamente de forma perfecta. Verdaderamente el tordo con el hierro de Braga ha bordado el toreo esta tarde, mostrando una madurez propia de caballos con muchas más corridas encima, encontrando ese punto donde proyecta que disfruta lo que hace en el ruedo. Le precedió ANTARES que rodó con suficiencia, describiendo círculos que iban reduciéndole el terreno al burel mientras pablo le toreaba con la bandera. Después de la clase magistral de RAMSES llegó al ruedo NATIVO y no la tenía fácil después de lo hecho por su compañero, pero el hijo de NEPTUNO sacó la casta y también con facilidad, y particularmente con mucha suavidad llevó siempre encelado al burel, dejándoselo llegar mucho y vaciando los embroques con aroma de torero caro. MUDEJAR se encargó de los adornos finales, siendo una lástima que Hermoso de Mendoza necesitara de un rejón y dos golpes con la espada de cruceta para despenar al animal, ya que con ello el público se enfrío, esfumándose la posibilidad de tocar pelo.

Por ese motivo y con la sed de triunfo que le caracteriza, Pablo salió como un jabato en su segundo, parándole con SULTAN, con el que le quebrantó en una ocasión, dejándolo listo para que PAVAROTI volviera a dar el do de pecho, esta vez con tres banderillas impecables y de alto grado de dificultad, ubicado en la zona interior del tercio, de adentro hacia fuera, aguantando la violenta acometida del burel, toreándolo con el pecho y vaciando su embestida delicadamente por la grupa. FUSILERO completó el tercio con otras dos banderillas, cargando la suerte y alegrando el tendido con sus giros de 360 grados que resultaron bastante ajustados. Si la afición estaba ya totalmente entregada con el coloso español, su cenit lo alcanzó cuando Hermoso de Mendoza después de colocar dos pares de banderillas a dos manos se dirigió a la barrera para pedir un par más pero esta vez de cortas y ¡vaya manera de colocarlas! Realizando la reunión al estribo, como debe ser, deteniéndose prácticamente al momento de clavarlas en el morrillo. Gran momento del navarro que montaba a REBUJO. El impacto que la faena en conjunto, y especialmente el momento descrito causó entre el público fue tal que a pesar de tener que recurrir nuevamente al descabello Pablo fue premiado con los dos apéndices del burel, mismos que le permitieron abrir la Puerta Grande en este su penúltimo compromiso de la actual campaña mexicana.

 

 

.

PREVIO FICHA RESEÑA GALERIA PRENSA

REGRESAR
PAGINA PRINCIPAL