PREVIO FICHA RESEÑA GALERIA PRENSA
30/11/2002 SAN LUIS POTOSI

 

La presentación de Pablo Hermoso de Mendoza en la Plaza El Paseo de San Luis Potosí, fue el día 8 de enero de 2000, recién regresado de su periplo colombiano, reaparecía de nuevo en México, en una corrida televisada, junto a Gerardo Trueba y el local José Antonio Hernández, lidiando toros de Javier Garfias. Esta fue una de las tardes más redondas de Pablo en tierras mexicanas, cortando dos orejas y rabo de su primero y dos orejas de su segundo, dando una magistral lección de toreo a caballo que se pudo ver por la pequeña pantalla desde todos los puntos del país y comenzando una sensacional racha de trofeos.

Esa sensacional actuación llevó a la empresa a repetirlo en un cartel apenas un mes después, el 18 de febrero de 2000, esta vez en una corrida mixta junto a los matadores Jorge Gutiérrez y Fernando Ochoa y con toros de Marcos Garfías, al primero de su lote, Pablo lo desorejó, siendo ovacionado en su segundo astado.

Volvería a San Luis Potosí, ese mismo año, pero ya dentro de otra temporada, la 2000-2001, y fue el 20 de Noviembre de 2000, con el mismo cartel de su presentación, pero esta vez con toros de Mariano Ramírez, obteniendo también dos orejas de su segundo astado. Este triunfo lo obtuvo Pablo montando a LABRIT, TABASCO, CHICUELO, VITI, ALBAICIN, DANUBIO y BORBA.
La cuarta actuación de Pablo en la Plaza El Paseo, fue precisamente el primer día de este siglo, el 1 de enero de 2001, y además se celebraba el centenario de la primera corrida que se había dado en dicho coso, el 1 de enero de 1901. Pero el festejo se vino al traste por el pésimo juego de los toros de Claudio Huerta, así como por el mal estado del piso, que hizo que los caballos resbalasen en varias ocasiones, incluso que MARIACHI rodara por los suelos cuando se disponía a clavar una corta. Esa circunstancia, hizo también que el navarro abreviara incluso en el número de caballos que utilizó y solamente salieron a la arena, o mejor dicho al lodazal, LABRIT, QUECHUA, CHICUELO, DANUBIO y el mencionado MARIACHI. Así Pablo escuchó palmas en su primero y fue ovacionado por su entrega y riesgo en su segundo. El cartel lo completaban el rejoneador local Jorge Hernández Andrés III y los matadores Oscar San Román y Fernando Ochoa, que también se estrellaron ante el nulo juego de los de Claudio Huerta.

Ese mismo año volvería a actuar el día del Aniversario de la Revolución, el 20 de Noviembre de 2001, de nuevo en un cartel totalmente de rejones, junto a José Miguel Fernández, Eduardo Cuevas y el hispano Martín González Porras, quienes se enfrentaron a un gran encierro de Vistahermosa. Pablo volvió a demostrar su nivel en San Luis Potosí, y dibujó dos grandes faenas, premiadas con dos orejas y con dos orejas y rabo, gracias también a la labor de LABRIT, TABASCO, FUSILERO, CHICUELO, DANUBIO, ALBAICIN y MARIACHI.

Los mismos caballos, con la única sustitución de CAMPO GRANDE por el ya entonces fallecido TABASCO, fueron los que tomaron parte en la que hasta hoy es su última actuación en el coso de "El Paseo", se produjo este mismo año, concretamente el 2 de marzo y de nuevo Pablo pudo triunfar ante dos buenos toros de Javier Garfias, de los que obtuvo tres orejas, siendo compañeros de cartel, la rejoneadora Mónica Serrano y los matadores Fernando Ochoa y Leopoldo Casasola. Las fotos corresponden a esta última tarde y en ellas podemos ver a CHICUELO en acción y a Pablo Hermoso de Mendoza y el ganadero Javier Garfias dando juntos la vuelta al ruedo tras la muerte del quinto toro de la tarde.

Así, el próximo sábado día 30 de noviembre, será la séptima actuación de Pablo Hermoso de Mendoza en la Plaza de Toros de San Luis Potosí, compartiendo cartel en esta ocasión con el también rejoneador español Fermín Bohórquez y los caballistas mexicanos Antonio Ortega y Eduardo Cuevas, quienes sustituyen a los anunciados matadores mexicanos Oscar San Román y José María Luévano.

 

FECHA 30 de noviembre de 2002
LUGAR Plaza de toros El Paseo Fermín Rivera de San Luis Potosí, S.L.P., México
ENTRADA Lleno
RESEÑA Fermín Bohórquez (división y palmas)
Pablo Hermoso de Mendoza (oreja y vuelta)
Antonio Ortega (bronca tras tres avisos y palmas)
Eduardo Cuevas (oreja y oreja)
TOROS Toros de Pinares
CABALLOS UTILIZADOS

Primer toro de la Ganadería de Pinares, nombre Siempre Fiel, número 54, 490 Kg. De salida RONCAL (3 rejones de castigo); en banderillas ALBAICIN (3 banderillas) y DANUBIO (2 banderillas); y para el último tercio MAZANTINI (2 cortas y un rejón de muerte).

Segundo toro de la Ganadería de Pinares, nombre Buen Amigo, número 55, 502 Kg. De salida MONTERREY (3 rejones de castigo); en banderillas LABRIT (2 banderillas) y CHICUELO (2 banderillas); y para el último tercio MARIACHI (2 rosas, dos cortas, un par a dos manos, dos pinchazos con el rejón de muerte y tres golpes descabellos).

OTROS CABALLOS DESPLAZADOS ZALACAIN y GAYARRE

 

Un sabor un tanto agridulce debió sentir Pablo Hermoso de Mendoza cuando se retiraba entre ovaciones de la Plaza de Toros Monumental de San Luis Potosí. Y decimos esto por que efectivamente, tiene que estar satisfecho por la labor efectuada ante ambos toros de Pinares, pero sí que tiene que estar dolido por que se le escapó un triunfo importante en su segundo toro, cuando acariciaba ambas orejas y rabo, tras una faena de las más importantes de Pablo en cosos mexicanos, pero dos pinchazos con el rejón de muerte, hicieron que el toro no doblara y tuviese que descabellar hasta en tres ocasiones.

Este toro que hacía sexto de la tarde, salió como caso todos, despistado y con poca fijeza, emplazándose en los medios. MONTERREY lo recibió de salida con un recorte que arrancó el primer olé de los tendidos, recortándolo en los terrenos que ocupa una moneda y encelando definitivamente con la cola. Buena, aunque sorda, la labor de MONTERREY en los rejones de castigo, y sobre todo en el toreo con la bandera, para desengañar al toro y poco menos que mostrarle a embestir al caballo. El turno siguiente fue para LABRIT que llevaba al toro cosido a la cola hasta un punto concreto, donde se separaba de él y partía de frente, muy despacio, ante un toro que venía con fuerza y al que quebraba en el último instante en dos banderillas que, sobre todo la segunda, pusieron al público que llenaba los tendidos, en pie. Es impresionante la facilidad con que LABRIT ejecuta los más difícil del toreo a caballo, cambiarse de pitón a pitón y dejar al toro colocado para que su jinete solo tenga que colocar la banderilla en lo alto del morrillo. El toro seguía embistiendo y galopando a CHICUELO que ejecutó varias piruetas en la cara, intercalando las banderillas llegando también de plaza a plaza y continuando con los tendidos en ebullición. A más si cabe aumentó el jolgorio cuando hizo su presentación en la plaza el caballo MARIACHI, recibido como un héroe nacional y que lo bordó primero con dos rosas, luego por petición popular con otras dos rosas y viendo que el toro todavía embestía y galopaba, Pablo decidió regalar al respetable un par a dos manos que hizo que la plaza en una sola voz corease ¡torero, torero¡. Ante tal entrega mutua público-torero, "sólo" quedaba rematar la faena de la mejor forma posible, pero Pablo pinchó en dos ocasiones, la segunda de las cuales hizo daño al toro y Pablo lo sintió y descabalgó, doblando el toro las manos junto al estellés, pero cuando parecía que se iba a tumbar, el toro se volvió a poner de pie y Pablo necesitó de tres golpes de descabello. Una vez arrastrado el toro, premiado con arrastre lento, la ovación al estellés fue de las que se recuerdan y Pablo salió a los medios a agradecerla y se retiró posteriormente al callejón, de donde fue requerido por la Plaza puesta en pie, a que volviera a salir y obligarle a dar una vuelta al ruedo, que bien sabe a Puerta Grande.

Antes en su primer toro, más complicado, e incluso daba la sensación de estar reparado de la vista, Pablo tuvo que efectuar una faena más técnica, y que se vio empañada por la colocación muy defectuosa del tercer rejón de castigo. Reapareció precisamente de salida RONCAL que colocó dos buenos rejones de castigo, ante los gestos extraños del toro en el momento de la reunión, lo que se acrecentó en el tercero, que cuando Pablo lo iba a clavar el toro hizo un extraño y el rejón fue muy bajo. Sin embargo en banderillas la faena rayó a gran altura con un ALBAICIN que bordó la ejecución de las banderillas, hasta el punto que Pablo puso una tercera con él, cosa no habitual, y galopó de costado lo que el toro permitía. También estuvo brillante DANUBIO con su toreo de caras, asomándose a la cornamenta del de Pinares, dándole ventajas que el toro a duras penas aceptaba. Remató la labor con MAZANTINI y dos banderillas cortas y un rejón de muerte.

 

 


DIARIO ESTO (www.esto.com.mx) POR MANOLO HERRERA
EXTRACTO DE LA CRONICA

EULALIO Y CUEVAS CORTARON OREJAS

Fueron rejoneadores los de San Luis

Falta de seriedad e información de la Asociación de Matadores y de Enrique Fraga que está al frente.

La corrida que se dio aquí fue de rejoneadores, pues la Asociación Nacional de Matadores de Toros y Novillos, a pesar de que en un principio ya había arreglado el problema, o cuando menos eso fue lo que se dijo, a última hora no autorizaron que se diera con los dos rejoneadores españoles y los dos matadores de a pie. Desde luego hubo falta de seriedad y de información de Enrique Fraga, que está al frente de la agrupación al no dar cuenta de los sucesos. Los únicos que salieron afectados con esa decisión fueron los propios socios de Óscar Sanromán y José María Luévano que se quedaron sin torear. Por lo demás fue un éxito económico ya que la plaza se llenó y artísticamente Eduardo Cuevas salió triunfador con dos orejas. Pablo Hermoso de Mendoza le pidió al empresario Joaquín Guerra un documento firmado si se registraba alguna anomalía. No quiere ser motivo para la cancelación de la corrida como tampoco quiere atropellar a nadie ni perjudicar a sus compañeros.

....................

Pablo Hermoso de Mendoza ha tenido otra extraordinaria actuación y a su primero sólo le pudo cortar una oreja por pinchar y al otro también lo pinchó y le hicieron dar vuelta.

TRIUNFO Y FAENON

CUEVAS TRIUNFADOR, PABLO HERMOSO ENORME

Eduardo Cuevas cortó 2 orejas, Pablo Hermoso una

El queretano cortó dos orejas mostrando sus avances en el arte de Marialva. El navarro brindó una de sus mejores faenas en México.

....................

¡Que absurda¡, pero que absurda fue la decisión tomada por la asociación de matadores mexicanos, al no permitir que se diera el cartel original anunciados para esta fecha, tal como lo era con Fermín Bohórquez, Pablo Hermoso de Mendoza, Oscar Sanromán y José María Luévano, al sacarse de la manga un obsoleto convenio taurino México-España que se le transmitió al ingeniero Joaquín Guerra González, argumentando que según la cláusula décimo primera no se podía llevar a cabo la corrida de toros con dos rejoneadores españoles y dos matadores de a pie mexicanos, "porque se viola el porcentaje de rejoneadores nacionales, pues los rejoneadores no hacen número en el porcentaje con los toreros de a pie". Lo anterior motivó que se cambiara el cartel, eliminando de un plumazo a los dos matadores mexicanos Sanromán y Luévano, dándoles con ello una cuchillada a estos toreros pertenecientes a la mencionada asociación y tal como dice el dicho "ya no me ayudes compadre". Creo que todo esto es producto de la fiesta de toros que tenemos en México en la actualidad, o sea una fiesta sin organización, sin estructura, ello siempre ha imperado, que pena que una decisión tan visceral de la asociación de matadores haya lesionado los intereses de un par de sus agremiados. Urge una reestructuración en esa agrupación, so pena de que se forme otra que auténticamente defienda a sus integrantes.

Y el cartel finalmente quedó con cuatro rejoneadores: dos españoles y dos mexicanos, que era lo mismo que el original, o sea con toreros de idéntica procedencia, eh ahí el porqué del absurdo de perjudicar a empresario, aficionados y toreros. No se vale.

Y ahora sí vamos a ver cómo vi y observe la corrida del sábado 30 de noviembre en la Fermín Rivera, en la que alternaron los rejoneadores Fermín Bohórquez, Pablo Hermoso de Mendoza, Antonio Ortega y Eduardo Cuevas, quienes lidiaron un encierro muy bien presentado y con edad de la ganadería de Pinares, el último encierro que se lidiaba con ese nombre, pues la vacada ha sido vendida al ganadero Javier Bernaldo. Y de los toros que se lidiaron sobresalieron: ¡cinco de ellos¡, el segundo, el cuarto (le dieron vuelta al ruedo), el sexto (arrastre lento), el séptimo (arrastre lento) y el octavo; el primero y el quinto fueron los malos y el tercero regular. Y ahora vamos a ver como estuvieron los caballeros.

....................

Pablo Hermoso de Mendoza , vistió de casaca azul, pantalón negro, zajonas y sombrero cordobés gris, y para el de Estella, Navarra, el mismo que provocó el lleno hasta el reloj en la Fermín Rivera el día de ayer, correspondió el segundo de la tarde que se llamó "Siempre Fiel", número 54 y 490 Kgs, toro cárdeno bragado y delantero de cuerna. Pablo comenzó toreando muy bien con el caballo "Roncal", encelándolo con la cola de la jaca y así clavó dos rejones de castigo en lo alto, quebrando bellamente en la cara del toro, ello en dos ocasiones, pero en el tercero al hacer un quiebre muy brusco el toro se abrió de más y el rejón de castigo fue a parar al costillar derecho, a pesar de ello el de Pinares resultó bravo de verdad, yendo con prontitud y además de notable fijeza. Y con esas enormes cualidades del astado, el navarro le ha toreado muy bien y más en el segundo tercio con los caballos "Albaicín" y "Danubio", o sea que estuvo en su estilo clavando las banderillas al bravo cárdeno, e igualmente con las cortas. Una actuación con el estilo de esta figura del toreo a caballo, que mató de un rejonazo contrario y caído y se le concedió una oreja. Bien como siempre ha estado este torero, pero......con el sexto simplemente armó la escandalera, que manera de ejecutar el toreo a caballo en tan corto terreno y más cuando el toro ha salido de toriles con su fuerza intacta, escenas fenomenales de lidiar y torear a caballo nos tocó presenciar, así lo reconoció Pablo Hermoso de Mendoza al final de su actuación al comentar que ha sido una de las faenas mejores que ha hecho en México, y además dijo que el público potosino sabe apreciar el rejoneo, pero déjeme decirle que el toro que correspondió a Pablo se llamó "Buen Amigo", número 55 y 501 Kgs, y montado en "Monterrey" tordillo de pinta, ha toreado sensacionalmente a este negro bragado de Pinares y delantero de cuerna con la cola del caballo tal como si fuera un capotillo, los tres rejones de castigo los dejó en lo alto y en el segundo tercio armó la escandalera, con un gusto y un deseo de triunfar con este toro bravo y bueno que se prestó para el lucimiento del navarro, gran toro de Pinares y además no nos olvidemos que hizo con "Chicuelo" un alarde de torear de costado sin faltar las gustadas piruetas, cuando terminó de clavar tres banderillas el público aplaudía fuertemente, estaba entregado por completo a este torero que con "Mariachi" clavó un par de rosas y luego otro par de cortas, luego para cerrar con broche de oro este tercio, estuvo enorme con un par de banderillas a dos manos, ahí parecía que la plaza se venía abajo pues echaban humo las palmas y más cuando al unísono se escuchó el grito de ¡torero, torero¡ y si ha acertado con el rejón de muerte le hubiera cortado las orejas y el rabo, más no fue así, pinchó y luego vino un rejonazo trasero que no fueron suficientes, dos descabellos y dobló el de Pinares. El público obligó a Pablo Hermoso de Mendoza a dar la vuelta al ruedo, una vuelta con sabor a triunfo grande y arrastre lento para "Buen amigo". En verdad enorme ha estado Pablo Hermoso de Mendoza.


LA AFICION-MILENIO (www.milenio.com/deportes/)
EXTRACTO DE LA RESEÑA

DOS OREJAS PARA CUEVAS

El navarro Pablo Hermoso de Mendoza, tras una meritoria labor en su primero logró cortar una merecida oreja y en su segundo estuvo mejor pero falló al matar y dio vuelta al ruedo con petición de oreja.

EL SOL DE SAN LUIS
EXTRACTO DE LA CRONICA

¡ COMO PABLO NO HAY DOS¡

Gran faenón logró, aunque falló al matar

FAENON DE PABLO

Segunda corrida de la temporada patrocinada por Canel´s donde el gran atractivo fue ver a los rejoneadores españoles Fermín Bohórquez y Pablo Hermoso de Mendoza, de éstos Fermín se vio sin suerte y hasta recibió pitos en su primero, Pablo demostró que como él no hay dos, y cortó una oreja, pero su segundo, qeu era para rabo, perdió todo al fallar con el acero

....................

Se lidiaron toros de la ganadería de Pinares, uno muy malo y los otros buenos en general, dos de ellos se merecieron el arrastre lento y el otro vuelta, todo esto ante un lleno completo en la Monumental El Paseo con un público que salió contento del coso de la Universidad.

....................

PABLO HERMOSO DE MENDOZA

Aplaudido desde que salió de la puerta de cuadrillas, vestido a la cordobesa con casaca azul recibió con su caballo "Roncal", un lusitano tordo con el pelo suelto, al toro que llevó por nombre "Siempre Fiel" marcado con el número 54 y con 490 kilos al que le colocó dos rejones en buena posición y un tercero lo puso al quiebro pero quedó encajado en la panza del toro, hubo quien le chiflara pero en general le aplaudieron, fue por "Albaicín" un castaño adornado con listones blancos y azules con el que además de colocar tres banderillas al quiebro también lo toreó con la cola de su caballo bailador que lució la faena; para dos banderillas más fue por "Danubio" un tordo adornado con listones blancos y verdes y para dos banderillas cortas fue por "Mazantini" un negro adornado con madroños blancos, con el mismo entró a matar consiguiendo que doblara en su primer intento y Pablo dándose cuenta que el toro ya estaba casi muerto se bajó del caballo para pedir la no intervención de los subalternos pues sabía que el toro ya iba a doblar y así fue; una oreja con petición de otra que el juez no concedió.

Para recibir a su segundo toro sacó a "Monterrey", un tordo lipizano adornado con listones granate y azul con el que primeramente toreó con el caballo a "Buen Amigo" marcado con el número 55 y con 502 kilos para después colocarle tres rejones en buena posición y después fue por "Labrit" un tordillo adornado con madroños negros con el que puso dos banderillas al quiebro y el público se puso de pie para aplaudirle; después sacó a "Chicuelo", su caballo estrella, un tordo adornado con listones azules y blancos con el que colocó una banderilla al quiebro y después hacer tres rehiletes en la cara del toro, una banderilla más y otros dos rehiletes ante la algarabía de los aficionados, fue por "Mariachi" un bayo de raza azteca adornado con madroños negros con el que le puso dos rosas ante un público entregado que le gritaba torero, torero, y Pablo decidió ampliar su repertorio colocando dos banderillas cortas, fue por el rejón de muerte pero Pablo lamentablemente pinchó antes de poner medio rejón y como no dobló, tuvo que descabellar consiguiéndolo en el tercer intento a pesar de que todo el público pedía la oreja pero el juez no la concedió y la gente lo sacó a dar la vuelta. Arrastre lento para "Buen Amigo".


PULSO DE
DE SAN LUIS (www.pulsoslp.com.mx) POR JOSE B. MORA ALVAREZ/MARTIN ZARATE
EXTRACTO DE LA CRONICA

HERMOSO, CATEDRA; CUEVAS TRIUNFADOR

El navarro dio excepcional exhibición pero falló en el descabello

EL TRIUNFO PARA CUEVAS, LA OVACION PARA PABLO

Pablo Hermoso llenó la plaza hasta el reloj.

Cortó una oreja a su primero. Inmortalizó al segundo pero perdió los apéndices, al no atinar con el descabello.

....................

Se puede afirmar que Pablo Hermoso de Mendoza pasó ayer la prueba del ácido. Después de varias tardes de entradas desoladoras en El Paseo, ayer el navarro llenó la plaza. Los aficionados hicieron un entradón. Hubo gente de pie en las azoteas.

Confirmamos de nueva cuenta que los toreros más baratos para una empresa son aquellos que cobran caro, siempre y cuando su nombre sea un imán para que los aficionados se retraten en las taquillas.

Volvieron a la plaza aficionados como Marcelo de Los Santos. Otros que no lo son tanto, pero que ahora son figuras de la política como Eugenio Govea, Carlos Fernández Galván y muchos, pero muchos, funcionarios del Ayuntamiento de la capital.

Pablo no defraudó a los potosinos. Con su actuación de ayer enloqueció literalmente a los miles de personas que abarrotaron los tendidos.

Hermoso de Mendoza escuchó gritos de ¡torero¡ ¡torero¡ después de un prodigioso par de banderillas a dos manos al estribo, que colocó a "Buen Amigo".

Que diferencia entre Pablo y Ponce; el rejoneador confirmó una vez más que es el mejor rejoneador del mundo y lo demuestra no sólo en la Plaza México, sino en todas en las que torea, porque tiene vergüenza y pundonor.

El empresario del coso de la avenida Universidad, debe haberse hecho una limpia, pero de aquellas con las siete yerbas y en un cruce de caminos, para que terminara el mal fario.

Todo parecía que el fracaso se cernía de nueva cuenta. Después que anunció el cartel para esta corrida, en el que estaban colgados Pablo Hermoso de Mendoza, Fermín Bohórquez a caballo y, a pie, Oscar San Román y José María Luévano, el presidente de la Asociación Mexicana de Matadores de Toros, Enrique Fraga, decidió no autorizar el festejo.

Hizo valer el convenio taurino Hispano-Mexicano que regula las actuaciones de los diestros españoles y mexicanos en los dos países.

El líder de la asociación tenía la razón consigo. Pocos recuerdan ya el origen y motivos de este convenio. Hace varias décadas, cuando los toreros mexicanos eran figuras, actuaban en España más que los españoles. Arruza lidiaba al año más de 120 corridas. Armillita otro tanto, Garza y el Soldado llenaban la plaza de Las Ventas de Madrid, toreando mano a mano.

Esto despertó la envidia de la gente de coleta española y se instrumentó un verdadero boicot contra los toreros mexicanos quienes tuvieron que abandonar la península ibérica.

En reciprocidad, ni un sólo diestro español vino más a México y se acabó aquello de "vamos a hacer la América, niño...."

La torería mexicana pudo sostener inolvidables temporadas y nadie extrañó a los peninsulares. Posteriormente hubo pláticas, negociaciones y se firmó el famoso convenio.

A la empresa potosina se le hizo fácil violar sus cláusulas. Dos españoles y dos mexicanos, dos de a pie y dos de a caballo.

La publicidad estaba hecha. Los boletos en taquilla. Algunos ya apartados o vendidos. La atracción era Pablo Hermoso de Mendoza

....................

Por qué la necedad de poner en el mismo cartel a los dos figurones españoles. Por qué no poner a Pablo en una corrida y a Fermín en otra, garantizándose así dos llenos.

Sólo ella lo sabe.

Por qué Enrique Fraga si aceptó un cartel con dos rejoneadores mexicanos y dos españoles. ¿No es igual Chana que Juana?. La otra alternativa era suspender la corrida.

Finalmente el festejo se llevó a cabo. Al conjuro del nombre de Pablo Hermoso de Mendoza la plaza se llenó. Los toros embistieron. Hubo corte de apéndices y la gente se divirtió.

A Joaquín Guerra la sonrió la diosa fortuna. Ya era hora.

El ingeniero Tirso Díaz Infante debe sentirse muy satisfecho. Mandó una corrida bien presentada que da lustre a la divisa azul cielo, naranja y plomo de la ganadería de Pinares.

Dos ejemplares: Buen Amigo negro listón nevado lidiado en sexto lugar y con 502 kilos y Recuerdo, séptimo de la tarde, negro con 526 kilos sobre los lomos merecieron los honores del arrastre lento. Fueron dos toros ideales para el toreo a caballo.

El tercero Hasta Siempre, cárdeno con un peso de 463 kilos se emplazó en los medios, se quedó parado y se constituyó en un problema irresoluble para el rejoneador Antonio Ortega.

....................

El segundo Siempre Fiel, cárdeno listón y con 490 kilos se prestó para que Pablo Hermoso realizara una excelente lidia. El navarro le tumbó una oreja.

....................

Pablo Hermoso de Mendoza viene enrachado, sabe que es la primerísima figura del rejoneo a nivel mundial y cuida con celo su puesto. El público que llenó la plaza lo ha convertido en su ídolo. Des que partió plaza, escuchó una grande y cariñosa ovación y fue despedido con una apoteósica vuelta al ruedo.

En su primer enemigo, pero sobre todo en el segundo, dio una lección de lo que es válido y se debe hacer ante un toro. Torear en la distancia correcta. Clavar al estribo, como lo hizo al clavar un parezaso de banderillas a dos manos, que desató una ovación y gritos de: ¡Torero....torero....¡

No dejarse tocar los caballos. Ligar las suertes. Estructurar las faenas. Servirse discretamente de las cuadrillas. Controlar sus caballos en todo momento. Usar la indumentaria correcta.

Cabe señalar que tanto Pablo, como Bohórquez y Eduardo vistieron el clásico traje campero español, con sombrero cordobés.

....................

Eduardo Cuevas es alumno de Pablo Hermoso de Mendoza y demostró que tiene mucho, pero mucho futuro y puede cuajar como primerísima figura del rejoneo.

.

PREVIO FICHA RESEÑA GALERIA PRENSA

REGRESAR
PAGINA PRINCIPAL